viernes, 30 de septiembre de 2022, 22:19

Qué es improvisar

|

Descarga



“Proponer las mismas temperaturas a un comercio de congelados que a una librería, poner las mismas temperaturas a una tienda de frutas que a una tienda de ropa es, simplemente, una improvisación”. Palabra que ha puesto de moda Alberto Núñez Feijóo. Algo había que decir para negar al Gobierno. Es uno más de los muchos bulos que ha difundido el PP después de conocerse el plan de ahorro energético presentado por el Gobierno, siguiendo las recomendaciones de la Unión Europea.


Volvemos a lo de siempre: Feijóo no se ha leído el plan del gobierno, o se lo ha leído y miente a sabiendas. Si no se lo ha leído, es una irresponsabilidad hablar en esos términos; eso sí que es improvisar; porque las diferencias que señala Feijóo están contenidas en el documento. Y si se lo ha leído es que está faltando a la verdad para engañar a quienes se dejen engañar. En cualquier caso rebela que su preocupación no es el plan energético. Todo parece indicar que le importa muy poco. Solo tiene como punto de mira: desacreditar al Gobierno. ¡Váyase Sr. Sánchez!


Muchos bulos. Una campaña orquestada para hacerle difícil al Gobierno una tarea que ya de por sí es muy complicada. Eso no es hacer oposición. Que los escaparates en España van a ser los únicos en Europa sin iluminar por las noches; que el peligro de salir las mujeres a la calle va a ser mayor a partir de las propuestas del Gobierno; que va a perjudicar el turismo; que se ha hecho a espaldas de las Comunidades Autónomas. ¡Hombre! ¿Ponemos aquí las fechas de las reuniones que ha mantenido la ministra de Transición Ecológica con los consejeros de Medo Ambiente?


Me estaba acordando, al escribir este artículo, de la Ley Antitabaco, promulgada, -que casualidad-, por otro Gobierno socialista, allá por el año 2010. ¿Se acuerdan? Con el PP en la oposición, lanzando alarmantes mensajes derrotistas, como que Zapatero y la ministra Trinidad Jiménez, se iban a cargar los bares y los restaurantes; o que se iba a perjudicar enormemente el turismo. Pues no. Los bares y restaurantes siguen funcionando, pero con un ambiente más sano. Seguro que si en el PP se sentaran en una mesa, con el documento que ha propuesto el Gobierno y lo analizaran y lo estudiaran, y buscasen propuestas que lo mejoraran, no estarían improvisando; estarían haciendo una oposición responsable.




Julio García-Casarrubios Sainz

http://juliocasarrubios.blogspot.com