Carro por pedregal

|

121020 VA AYUSO




Así discurre hoy la política, como un carro por un pedregal. Un pedregal intransitable. No son todos los políticos. Pero lo hacen con tanta fuerza y ruido, que embarran el terreno de juego hasta hacerlo impracticable. Unos son unos ineptos; otros porque están ahí para escalar y forrarse; otros haciendo ruido para esconder vergüenzas; otros sin otra función que arremeter contra el adversario. Y lo peor es que lo han contaminado todo. Yo sospecho, que han contaminado hasta la Justicia.


No todos los jueces, solo unos pocos; pero sí los que ocupan las tribunas más destacadas. El presidente del CGPJ y del TS, la más alta autoridad del Estado en la Justicia, utiliza al Rey para dañar la imagen del Gobierno. Un tribunal autoriza medidas del Gobierno, que otro, las desautoriza; un Tribunal Superior de Madrid impidiendo el confinamiento y otro de igual rango en Castilla y León lo permite. Tienen razones que se ajustan a derecho, seguro, pero dan la impresión de que en lugar de la toga se han puesto la camiseta del partido que los promovió.


Pero sigamos con el pedregal de la política. ¿Por qué se opone el Partido Popular a renovar los cargos en la Justicia? ¿Es que les va en ello algún interés no confesable? Se pide el cese del vicepresidente por estar imputado, sin estarlo. Hay presidentes autónomos votando en contra de las propuestas de confinamiento, y después exigen al Gobierno que impida salir a los madrileños hacia sus regiones. Presentan un recurso contra las medidas de confinamiento, y al tiempo piden a los ciudadanos que no salgan de Madrid. Pablo Casado dice que no apoya la moción de censura de Vox, porque no se puede cambiar el equipo de cirujanos a medias de una operación, y al cuarto de hora dice que si tuviera los apoyos necesarios la habría presentado él.


Tratar de vender la discusión de quien es más culpable, si el presidente del Gobierno o la presidenta de Madrid, es hacer trampa; sobre todo cuando los políticos y los medios que lanzan ese debate, son los que han colocado a la Sra. Ayuso ahí, no para que gobierne Madrid, sino para que haga el sucio papel de oposición al Gobierno de Pedro Sánchez. ¿Y qué han conseguido? Cargarse a la presidenta de Madrid y a los madrileños. Alguien tendrá que asumir responsabilidades por sembrar este pedregal.




Julio García-Casarrubios Sainz

http://juliocasarrubios.blogspot.com