sábado, 3 de diciembre de 2022, 20:40

Presupuestos Generales del Estado 2023

|

Unnamed (32)



Estamos conociendo la presentación del proyecto ley para los presupuestos del año que viene en nuestro país. Son unos proyectos ambiciosos por el volumen de dinero, unos 458.000 mil millones de euros, con los que el gobierno quiere ayudar a contribuir al estado de bienestar social y económica de la gran mayoría de la población que se encuentra en estado de exclusión social o son pobres de necesidad.


Aumentando el gasto social para cubrir educación, sanidad, fomento del empleo, prestaciones por desempleo, fomento del empleo juvenil, subida de pensiones (un 8,5% en el año que viene). Aquí hago un inciso porque ese tanto por ciento es igual de subida para todas las pensiones que se pagan. ¿no sería mas equitativo, subir las pensiones a los que menos tienen e ir reduciendo el porcentaje de subida de los que más cobran? Así se haría una mejor distribución, una distribución más real de las pensiones. Con lo cual, los que más cobran seguirán cobrando más que los que tienen una pensión mas ajustada y más pobre.


También se aplica una subida, en dos años del 9,5% del sueldo de los funcionarios. Nadie ha subido tanto ese porcentaje. Pero yo me pregunto, que son funcionarios públicos y ¿los trabajadores por cuenta ajena, los que son autónomos, qué subida se les aplica?


Sí, tenemos el salario mínimo interprofesional y el salario mínimo vital. Siguen siendo medidas muy necesarias pero arriesgadas por saber con qué se van a financiar.


Para ello, unas subidas de gastos, equivale siempre a una subida de impuestos, porque el dinero no crece de los árboles. Y, a ¿Quién se le suben los impuestos? Pues a los de siempre, a la clase media y trabajadora, autónomos, pequeña y mediana empresa, etc.


El gasto en pensiones subirá unos 19.000 mil millones de euros y también quieren hacer una hucha para las pensiones. ¿Pues hay un problema, de donde se saca el dinero? Pues de las subidas de cotizaciones de autónomos y provenientes de la pequeña y mediana empresa. A la cual se la está estrujando todo lo posible y más y, por eso, hay pequeñas empresas, que no pueden contratar a nadie, es decir autónomos que trabajan en su negocio todo el turno de trabajo, sin tener derecho a desempleo. Ni bajas laborales. Porque sino trabajan ellos, echan el cierre un día dejan y de generar ingresos.


Y para seguir generando ingresos hay que subir otros impuestos. Por ejemplo, el impuesto solidario a los que más tienen. Ya se encargarán seguro de sacar su dinero fuera de España. Que no lo veo justo ni mucho menos, pero hay que cuidar un poco a los que más tienen para que se queden y paguen sus impuestos aquí.


Por otro lado, tendrán que subir el IRPF que todos pagamos. Así que cada mes tendremos menos dinero para acometer las subidas de la luz, el gas, el IVA, el combustible, la cesta de la compra que ha subido enormemente y tendremos menos dinero para poder subsistir porque no nos queda otra que reducir en todo lo que podamos para poder llegar a final de mes.


Seguro que muchos españoles y españolas, hemos dejado de salir a comer a restaurantes, salir a tomar alguna cerveza, fumar menos, , concedernos algunos caprichos de fines de semana, salir de vacaciones es una quimera, ya que no podemos malgastar ese dinero, porque lo necesitamos para comer, encender alguna vez el , para ponerla, y nos convertiremos como hace cuarenta años, viviendo, sin calefacción, con una alimentación básica, evitar el coche y volver a la bicicleta o ir caminando de casa al trabajo porque no podremos hacer otra cosa.


Dicen que el dinero no puede estar en el bolsillo de la gente. ¿Y, por qué no? Lo ahorro yo para tener algo de fondo para alguna emergencia, porque pagar el IBI, el seguro del hogar, el impuesto canino (que en Valdepeñas es el más caro de España), el impuesto de circulación, el seguro del coche. Ya no me queda dinero ni para comprar un par de zapatos y eso es una cadena porque la que cierran, por ejemplo, en Valdepeñas por falta de ventas……. Vaya que si no se consume la gente echa el cierre por falta de negocio.


Pero eso sí. Tenemos que tolerar, españolito de a pie que se apruebe una subida del 3,5% los salarios de los diputados. Salvo PP y VOX, que votaron en contra. No les da vergüenza, pero lo más indignante es que Antonio se ha subido, él solito, para él solito, el 4% de su sueldo y, por qué? Desconozco la respuesta.


Todos tenemos que ajustarnos el cinturón, pero como siempre digo, no cobran ya bastante. Podrían dar por bueno lo que están haciendo en Bélgica, como bajarse el sueldo los diputados y el gobierno, pero en nuestro país, no.


O, por ejemplo, la ministra de desigualdad, se ha gastado 73.000 mil euros en acondicionar sus despachos, o 30.000 euros en mudanza de muebles, pintura de paredes, etc.


¿Sabes cuánto cuesta el falcon cuando lo utiliza el presidente? Pues una hora, le supone al Estado, 5.600 euros, entre combustible, seguridad, sueldos y los suculentos manjares que se toma en el avión.


Lo que no entiendo es por que los españoles y españolas no salimos a la calle a protestar. Estamos calladitos, todos en nuestra casita, con todas las restricciones que hemos tenido que aplicar para sobrevivir y seguimos tragando con lo que nos den. Realmente somos tontos. Supongo que en las elecciones del año que viene, podría cambiar el panorama. No es que el que venga lo haga mejor, pero por lo menos el gobierno social comunista dejaría de llenarse los bolsillos con nuestros impuestos.


Por cierto, hay tres ministros de Antonio que viven en residencias oficiales pagadas por todos nosotros, aparte de lo que cobran por su “trabajo”. Pues bien, no tienen ni idea de gastos de luz, personal de servicio, gastos de gas, etc. porque como no los pagan no saben lo que gastan y no creo que apliquen las medidas de ahorro energético que nos imponen a todos los españoles y españolas.


En definitiva, más gasto, más impuestos. Por supuesto, que hay que ayudar a las personas más desfavorecidas, a los que no perciben ingreso alguno que son un millón de familias, a las familias que no tienen siquiera para comer, todavía existen las colas del hambre.


Creo que toda persona en lugar de recibir una paguita, les gustaría tener un trabajo, un sueldo digno, una vivienda digna, en lugar de tener que vivir de ayudas, que, en definitiva, son una limosna.


Promueva, Gobierno de España el empleo, a cualquier edad, sobre todo a los jóvenes y mayores de 55 años que nadie los quiere. Invierta más en actividades productivas, fomente la creación de nuevas empresas, que, en España, no se puede vivir solo del sol. Traiga a empresas del extranjero, que inviertan en nuestro país. Anímelos con reducciones de impuestos…. Algo claro podemos sacar de las grandes empresas. Sobre todo, como he dicho de aumento del empleo, que generaran riqueza en el país, y contribuirá a mantener y mejorar los servicios públicos tan necesarios como la sanidad y educación.


Tampoco podemos olvidar el impuesto a las empresas energéticas y entidades financieras. Subidas que repercutirán en todos los clientes de ambas entidades.