domingo, 14 de agosto de 2022, 17:07

Conservadurismo o progresismo

|

50DFD78B3EA8481E80B676BA09F49F4C



¿Qué sistema ideológico es el que mejor funciona para mantener un estado democrático y de derecho a la vanguardia del siglo XXI?


En 1873, febrero, hasta diciembre del 1874 se instauró la primera República en España. Duró poco. Volvió la segunda república en 1931, hasta el inicio de la guerra civil española.


No soy historiadora para conocer con detalle, todo lo ocurrido en esos años, pero sí que han creado una base y, por la cual, se está demandando, por algunos sectores de la sociedad española, el referéndum sobre monarquía o república.

Yo no voté esa constitución del 78, nuestra carta magna. Fue muy avanzada para la situación que había en España, con la transición de la dictadura a la democracia.


Fueron muy valientes, y “ambos bandos” consiguieron ponerse de acuerdo. Aunque luego se decía que Carrillo, se arrepintió, de aceptar la monarquía en nuestro sistema democrático. Pero esto no es lo importante en la cuestión que he planteado al principio de estas páginas.


Ser conservador, parece ser que eres un abuelo de noventa años, que no quiere cambiar nada de lo que ha vivido, pensado, emocionado, porque le ha ido bien y, los cambios, a veces, dan miedo.


Ser progresista parece que corresponde a los más jóvenes, rompedores, que vienen a cambiar el sistema de funcionamiento que le rodea. Porque lo que se ha hecho hasta ahora ha dejado de ser válido y se necesita un gran cambio en diversos aspectos, del pensamiento, actuación, etc.


El conservadurismo lo han vivido en la época de franco, y se decía, cuidado que vienen los rojos y comunistas. Ahora la historia ha cambiado y son los progresistas los que dicen, cuidado que vienen los fachas, franquistas, xenófobos, etc.


Los avances son necesarios en toda sociedad moderna. Pero tal y como está empleándose ahora no lo termino de aceptar.

Cualquier partido en el poder, quiere controlar todas las instituciones, y cuantas más mejor. Por ejemplo, los jueces, del tribunal Constitucional, de Cuentas, Supremo, son elegidos por los partidos mayoritarios de las cortes generales. Todo sea, con el objetivo de que cuantos más jueces tengas a favor mejor te va a salir las directrices que adopte el ejecutivo y así ponerse a salvo.


Controlan, también, el hecho de los medios de comunicación, a su antojo, vendiendo sus ideas como si fueran las mejores y las del contrincante como una estafa a la sociedad.


Es decir, que ni los conservadores, son mejores ni los progresistas son mejores.


Es decir, no solo hay blanco y negro. Hay más gama de colores. Y podían fusionar sus ideas, para conseguir que la sociedad avance con más rapidez.


Yo nunca he estado de acuerdo con las mayorías absolutas. En esos casos hacen lo que les conviene, sea bueno o no para la sociedad y no se tiene en cuenta a la oposición. En España, nos gobiernan como quieren y espero que en Andalucía se tenga más en cuenta a la oposición y a sus ideas.


Los conservadores no tienen ideas de la era del paleolítico y los progresistas, no tienen las ideas más avanzadas, si mejores, pero a lo mejor, como no son conocidas en cuanto a resultados son más atrevidas.


Los partidos conservadores de este país, están adaptándose a los nuevos postulados que se va generando en la sociedad. Por ejemplo, los colectivos LGTBIQA+. Están reconociendo sus derechos, salvo en los aspectos de que no se les llame matrimonio y creo que también sobre la adopción (en el campo conservador). Y no los protegen tanto como los progresistas. Es decir, que son personas como yo, salvo la diferencia de con quien se meten en la cama. Y, los progresistas están creando un tipo de filosofía, de conservadurismo a los que hubiera que proteger porque están siendo atacados por la derecha.


Lo mismo pasa con las mujeres. Yo he sido feminista desde que recuerdo y no había tantas leyes que nos protegieran. Y agradezco, como no el que se pueda votar libremente, el que no le tenga que pedir permiso a un hombre, para trabajar, para abrir una cuenta bancaria, a tener igual salario, y muchas cosas más que hemos conseguido y que faltan por conseguir. Pero nos ven como frágiles, a las que hay que proteger, porque somos de porcelana y si no hubiera venido podemos, nos romperían con solo mirarnos a la cara. Y las políticas de igualdad no están funcionando. Siguen muriendo mujeres a mano de desalmados sin escrúpulos. Y ahora, también contamos con que hay mujeres que matan a sus hijos. Algo no está funcionado bien. Y sigo diciendo que el ministerio de igualdad no lo está haciendo nada bien.


Sale la noticia de Irene Montero y sus amigas, se han ido a Nueva York y a Washington, en el falcon y se lo han pasado de perlas. Y yo me pregunto, porqué no han ido en un vuelo regular. Tanto de que presumen de que son ecologistas. Y lo tengo que aguantar de ver en las redes sociales. Eso es ser progre. Disfrutar de la buena vida sin importarle que la clase trabajadora no llegue a fin de mes y les den un cheque de 200 euros que es indignante. Y, tengo que escuchar, que los ministros no tengan que presentar su declaración de bienes en las Cortes Generales. Menos mal que iba a ser un gobierno de transparencia. ¿Eso es progresismo?


La verdad es que no encuentro nada de progresismo en mi vida diaria. Lo que ingreso cada mes no me llega para acabar el mes. Estoy tirando de ahorros que enseguida se van a acabar.


En cuanto al recibo de luz, he disminuido, drásticamente el consumo de aire acondicionado. No puedo gastar más de lo que hacía antes. he tenido que ahorrar en ese gasto. Mirando, cada día, el coste de la luz. Cosa que antes nunca he hecho. ¿eso es progresismo?


Aparecen las manadas de hombres que violan a mujeres. Que yo recuerde no sucedía tanto en años anteriores.


El tema de las vacaciones. Imposible salir de casa. El precio ha subido un 33% y no puedo asumir ese gasto. ¿eso es progresismo?


Y nos hacen saber que los trimestres posteriores las cosas van a ir a peor. No sé qué pueda pasar. O sí. Nada de calefacción. Me pondré los pantalones de la nieve, cosa que tuve que hacer un año. La cama vestida bien de edredones porque no podré poner la calefacción y muchas cosas más.


Pensaba que, con el cambio, psoe+podemos, todo iba a salir bien. Preocupándose de la clase trabajadora, derechos sociales, y un montón de cosas más que sería absurdo de relatar porque son mentiras. No han cumplido con su programa.

Todo lo contrario. Y esto es una crítica constructiva para el gobierno. Se han despreocupado de la clase meda que ya es clase baja. Los derechos a una vivienda digna no existen. Propugna podemos la ocupación. No es un problema de los propietarios humildes que han trabajado toda su vida para tener una vivienda y que dejan en herencia a sus hijos. Es problema del ejecutivo, o de las cortes generales. Aprobar una ley, con ayuda social al alquiler.


Fríen de impuestos a los autónomos, la gente se queda en ERTE y cobra una miseria, los trabajadores fijos-discontinuos no computan cuando no trabajan.

Las ong están dando alimentos desde hace mucho, antes de la pandemia y aumentada en estos dos años. Yo no había visto tanta gente en las colas del hambre.


Y nadie se queja. Todo parece estar bien. Bueno, si ya vas a comprar al supermercado, te asustas de los precios. Quieren ponernos unos impuestos como en Alemania, que cobran un 60% más que los españoles. No se donde vamos a llegar.


Tanto psoe como el partido popular han ido bandeando en estos años de democracia. Yo no he tenido problemas económicos graves, bueno, no es del todo verdad. Me ayudaban mis padres cuando yo lo necesitaba. Y tampoco ganaba mucho dinero, normalito, mil eurista. Y llegaba a fin de mes. Sin poder ahorrar, pero llegaba. Ahora es que no llego. Con tantas subidas de precios.


Salir de vacaciones imposible. En fin. Una ruina vaya.


Con los conservadores no es que se vivía mucho mejor, pero al menos no tan ahogados como con los progresistas. Que es lo que más me duele. Iban a revolucionar con lo que hasta ahora se había vivido y se han convertido en ricos políticos para toda la vida.