El Gobierno regional destaca el esfuerzo de los profesionales sanitarios en la reactivación de la actividad asistencial y su repercusión en la reducción de las listas de espera

|

310122 RG JUNTA 2



El Gobierno de Castilla-La Mancha ha trasladado hoy su agradecimiento a los cerca de 36.000 profesionales que desarrollan su labor en los diferentes dispositivos sanitarios públicos de la región por su “esfuerzo continuo” durante casi dos años para luchar contra la COVID-19. Un trabajo que a lo largo de 2021 ha permitido reactivar la actividad en todos los ámbitos asistenciales y que ha repercutido de forma positiva en la reducción de las listas de espera.

 
Así lo ha indicado hoy la directora gerente del SESCAM, Regina Leal, durante la rueda de prensa ofrecida para dar cuenta del balance de la actividad asistencial desarrollada durante el año pasado en la red de centros sanitarios y dispositivos de urgencias y emergencias, y en la que ha estado acompañada por los directores generales de Asistencia Sanitaria, José Antonio Ballesteros, y de Atención Primaria, Julio Cuevas.
 
La directora gerente del SESCAM ha señalado que la Atención Primaria “ámbito asistencial que, sin duda, ha actuado como principal bloque de contención durante esta última sexta ola de la pandemia”, ha registrado durante 2021 unos indicadores de actividad “impresionantes”.
 
En este sentido, ha explicado que el mejor conocimiento del comportamiento del virus y, sobre todo, gracias a la vacunación, a lo largo de 2021 se pudo recuperar totalmente la presencialidad en los centros de este nivel asistencial, que se ha visto claramente reflejada en los diferentes indicadores de la actividad.
 
Así, durante el año pasado, los profesionales de Atención Primaria realizaron: 12,7 millones de consultas de Medicina de Familia (7,36% más que en 2020 y un 15% más que en 2019);12,2 millones de Enfermería (61% más que en 2020 y un 39% más que en 2019); 1,4 millones de Pediatría (18% más que en 2020 y un 9,2% más que en 2019); y 2,6 millones de urgencias (22,7% más que en 2020).
 
Además, 362.689 pacientes fueron atendidos en las Unidades de Salud Bucodental (27% más que en 2020); se realizaron 588.854 sesiones de Fisioterapia (44% más que en 2020); las matronas realizaron 313.342 sesiones (19% más que en 2020 y un 20% más que en 2019); mientras que los trabajadores sociales atendieron 279.872 consultas (7,36% más que en 2020 y un 77% más que en 2019).
 
Por otra parte, Regina Leal ha destacado los importantes incrementos de actividad que se han producido en los indicadores relacionados con el aumento de la resolutividad de los profesionales de Atención Primaria, como la actividad de Cirugía Menor, que ha aumentado un 54%, llegando a las 10.070 intervenciones, unas 900 al mes.
 
Igualmente, ha mencionado la realización de citologías, que ha subido un 113%, con 62.112 realizadas, directamente relacionado con el desarrollo del programa de cribado de cáncer de cérvix; los electrocardiogramas, que se han incrementado un 32%, habiéndose realizado 101.919; o las ecografías, que han subido un 39%, con 7.628 realizadas.
 
Leal ha recordado que desde el año 2015, “una de las prioridades del Gobierno regional” ha sido incrementar la capacidad diagnóstica de los médicos de familia y pediatras posibilitando la petición de pruebas complementarias, principalmente estudios de imagen. “Desde entonces, año tras año, se les ha ido abriendo la posibilidad de acceder a nuevas pruebas con unos resultados muy satisfactorios”, ha añadido la directora gerente del SESCAM.
 
Durante el año pasado, los profesionales de Atención Primaria solicitaron 410.521 pruebas radiológicas (109.749 más que en 2020); 90.470 ecografías (27.664 más); 3.752 TC craneales (1.681 más); 4.809 gastroscopias (1.385 más); 10.861 colonoscopias (4.068 más) y 8.865 Resonancias Magnéticas.
 
Actividad hospitalaria
 
En el ámbito hospitalario, el año pasado los 14 servicios de Urgencias Hospitalarias atendieron 866.027 procesos urgentes. Supone un 15% más que el año anterior, 130.507 urgencias más que en 2020 y 2.373 urgencias diarias. En el Área de Hospitalización, fueron 4.421 las camas funcionantes,190 más que el año anterior y 647 más que en el año 2014. Se registraron casi 156.000 ingresos hospitalarios, 4.685 más que el año anterior.
 
En el Área Ambulatoria, el número de pacientes atendidos en consultas por el especialista, tanto en primeras como en sucesivas, fue de 3.174.272, casi un 12% más que el año anterior, habiendo contabilizado 1.010.512 en lo que se refiere exclusivamente a primeras consultas, frente a las 861.289 del año anterior. Los Hospitales de Día han registrado un total de 166.751 tratamientos, casi 3.800 más que en 2020.
 
En cuanto al Área Quirúrgicael año pasado se habilitaron 145.625 horas quirúrgicas, 21.746 más que el año anterior, que permitieron la realización de 104.211 intervenciones quirúrgicas, (17.418 más en 2020), de las que 84.783 fueron de carácter programado, un 19% más que un año antes.
 
Finalmente, en el Área Diagnóstica se contabilizaron 182.537 TC, un 14,56% más que el año anterior y más de 20.000 pruebas más que en años previos a 2015; 109.372 Resonancias Magnéticas, un 20,8% más que en 2020 y casi 40.000 más que las realizadas en cualquier año de la legislatura 2011-2015; 59.030 Mamografías, un 35% que en 2020 y 3.000 más que en el año 2014; y 31.405 sesiones de Radioterapia.
 
Asimismo, se realizaron12.664 procedimientos de Radiología Intervencionista, la cifra más alta alcanzada en la historia del SESCAM; 33.600 Colonoscopias, incluidas las del programa de cribado de cáncer de colon, lo que supone un incremento del 22% con respecto a 2020; y 78.500 Citologías vaginalesun 71% de incremento con respecto a 2020.
 
Renovación tecnológica
 
La directora gerente del SESCAM ha relacionado estos importantes datos de actividad con las inversiones realizadas por parte del Gobierno regional dentro del Plan de Renovación de Alta Tecnología Sanitaria que, en los dos últimos años, ha supuesto la incorporación de nuevos equipos por valor de 40 millones de euros.
 
“Desde marzo de 2020, tanto los servicios de Diagnóstico por la Imagen como otras áreas fundamentales para el diagnóstico y tratamiento han experimentado un cambio sin precedentes con la instalación de nuevos equipos que nos han permitido acelerar el ritmo de actualización que iniciamos en el año 2016”, ha remarcado Leal, quien ha precisado que muchas de estas inversiones se han priorizado para que los hospitales dispusieran de herramientas para seguir haciendo frente a las consecuencias de la pandemia, además de atender la creciente demanda por otras patologías.
 
En estos dos años, se han instalado dos Resonancias Magnéticas (una de ellas de 3 teslas para el Hospital Universitario de Toledo), 16 TAC (uno de ellos planificador para el servicio de Radioterapia del Hospital de Ciudad Real), 13 salas de radiología general con capacidad de telemando, 26 salas de radiología digital con doble detector y 25 equipos de radiología portátil, entre otros.
 
“La pandemia -ha dicho la directora gerente del SESCAM- no ha frenado las inversiones que había previstas en otras áreas también fundamentales para el diagnóstico y tratamiento, como los servicios de Radioterapia”. Así, se ha puesto en marcha un nuevo acelerador lineal en el Hospital General Universitario de Ciudad Real, dos nuevos aceleradores lineales en el Hospital Universitario de Toledo y, actualmente, se están realizando los últimos pasos previos para la puesta en marcha del primero de los dos nuevos del Complejo Hospitalario Universitario de Albacete.
 
La actualización de equipamiento ha llegado también a otras áreas como Hemodinámica, con la renovación de salas que estaban obsoletas, angiógrafos para Radiología Intervencionista, neuronavegadores para Neurocirugía, equipos de radiocirugía y cerca de una veintena de ecógrafos de alta gama para diferentes especialidades médicas.
 
Detección precoz de cáncer de colon
 
Regina Leal ha informado también de los resultados que arroja el Programa de Detección Precoz de Cáncer de Colon, al que fueron invitados a participar el año pasado 171.072 ciudadanos. De los Test de Sangre Oculta en Heces válidos, 3.445 resultaron positivos, lo que supone un porcentaje de positividad del 6,76%. Se realizaron 2.888 colonoscopias, que han permitido diagnosticar a 2.244 personas un adenoma, de los que 459 han sido de alto riesgo; y a otras 127 un cáncer invasivo.
 
Finalmente, y respecto a la actividad de los dispositivos móviles de Urgencias y Emergencias, el año pasado, el 90,52% de los incidentes registrados en el 112 implicaron al sector sanitario. Ello hizo que las 26 UVIS móviles con las que cuenta el SESCAM fueran activadas en 25.611 ocasiones; los cuatro Soportes Vitales con Enfermería fueron activados en 2.233 ocasiones; los 81 Soportes Vitales Básicos en 112.392 ocasiones; las 56 Ambulancias de Urgencias en 52.721 ocasiones; y los helicópteros sanitarios en 2.188 ocasiones.
 
Listas de espera
 
“Todos estos datos muestran que todos los centros, dispositivos y recursos con los que cuenta el SESCAM han ido recuperando actividad a pesar de la pandemia, lo que ha tenido su reflejo en las listas de espera sanitarias”, ha indicado Leal, quien ha recordado que al cierre de 2021 había 84.163 pacientes pendientes de una intervención quirúrgica, una primera consulta con el especialista o la realización de una técnica diagnóstica.
 
Esto supone, ha señalado, que en los últimos seis años se han reducido las listas de espera en un 53% y “habría que remontarse al año 2009 para encontrar unos datos mejores de lista de espera”. En este sentido, ha remarcado que “son 60.000 pacientes menos que en 2013, año en el que los responsables sanitarios de entonces realizaron el mayor gasto destinado a derivaciones a la sanidad privada”.
 
Los datos de cierre de 2021, ha añadido, “ponen de manifiesto los buenos resultados que está arrojando el proyecto estratégico puesto en marcha por el Gobierno de Castilla-La Mancha a principios del año pasado, coincidiendo con el final de los peores momentos de la pandemia, para disminuir tanto la lista de espera en su conjunto como los tiempos de espera de acceso a una cirugía”.
 
Así, en diciembre de 2021, el tiempo medio de espera para ser intervenido quirúrgicamente se situó en 113 días, lo que supone que en el último año se ha reducido ese indicador en 172 días, casi seis meses menos de espera que la que había hace un año.