El presidente de Castilla-La Mancha valora el buen funcionamiento de los servicios de bomberos y emergencias en el incendio ocurrido en Seseña Nuevo

|

140421 rg junta 1



El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha valorado esta noche el buen funcionamiento de los servicios de urgencias y bomberos en el incendio que se ha declarado este martes en una nave en la localidad de Seseña Nuevo (Toledo). García-Page ha detallado que “hay materiales aparatosos, lo que está provocando pavesas, pero están todos los sistemas de alerta prevenidos y hoy agradezco el sistema que tenemos de alerta. Está todo el mundo en su sitio y lo tomo con razonable confianza”.

 

Junto al consejero de Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina; el consejero de Fomento, Nacho Hernando; y la consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno regional, Blanca Fernández, el presidente autonómico ha sido informado de la situación en la que se encontraba el incendio y de que no ha habido daños personales.

García-Page ha tenido palabras de agradecimiento para los medios de emergencias y de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, tanto de la región como de Madrid, desplegados en el lugar de los hechos de Seseña, y ha lanzado un mensaje de “relativa tranquilidad” a la población, además de destacar que lo más importante es que no hay que lamentar ningún daño personal.

Asimismo, ha dicho que no se puede bajar la guardia, pero que están todas las medidas tomadas y la población alertada y se espera no tener que cortar la A4 y que no cambie la dirección del viento. "De momento no parece necesario aumentar los medios", ha apuntado.

El incendio ha comenzado a las 17.54 horas en una nave ubicada en el kilómetro 34 de la A-4, en sentido Andalucía. Hasta el lugar se han desplazado efectivos de la Guardia Civil y la Policía Local, así como bomberos de Illescas, Orgaz y Toledo, además de una ambulancia de soporte vital básico. Los bomberos de la Comunidad de Madrid se han unido también en los trabajos de extinción.