Gabriel Sánchez García-Pardo: "Siempre intentaré seguir haciendo teatro, a pesar del esfuerzo extra que haya que hacer por la pandemia"

|

130920 VA ESCUELA TEATRO BROADWAY 5



Los alumnos de la Escuela de Teatro Broadway Jr. representará este viernes 16 de abril en dos pases, a las 19:00 y a las 21:00 horas, el musical 'El Rey León' en el Teatro Auditorio Municipal 'Francisco Nieva' de Valdepeñas. Se trata en realidad de la reposición del famoso musical, ya que lo representaron en diciembre pero casi a puerta cerrada ya que con las limitaciones de aforo sólo tuvieron cabida los padres de los alumnos. Ahora, de nuevo con restricciones de aforo, las entradas están todas vendidas pero la buena noticia es que esta primavera los alumnos de esta escuela de teatro volverán a subirse al escenario con 'Sweeney Todd' y 'El libro de la selva' con seis funciones para dar cabida a todos aquellos que quieran disfrutar de su arte. De todo ello hablamos con el director de la escuela, Gabriel Sánchez García-Pardo.


¿Cómo surgió representar esta obra?


Es un musical que siempre nos ha gustado mucho. Hace muchos años se representó con el grupo de teatro Lorenzo Medina y queríamos hacer una nueva versión para la nueva generación de alumnos que tenemos en Broadway. La verdad es que es un musical que ya representamos aquí en diciembre pero no lo publicitamos porque, como el aforo era muy limitado, sólo vinieron padres de los alumnos y con eso ya se llenó el auditorio. Entonces, el objeto de hacer esta reposición era que el público valdepeñero pudiera también disfrutar de la obra y que la pudiera ver más gente. Quiero hacer hincapié también en que ya se han agotado las entradas. Estos días está viniendo mucha gente a la escuela preguntando a ver si quedan entradas pero como el aforo del auditorio sigue estando algo limitado enseguida se han acabado y ya están agotadas.


¿Por qué precisamente 'El Rey León'?


Porque es una obra que musicalmente nos gusta mucho, también es una obra que se presta mucho para la expresión corporal, para la danza, para los coros... Es una obra que en teoría íbamos a estrenar a final de curso del año pasado pero nos pilló el confinamiento y se aplazó a la Navidad del año pasado y ahora hacemos esta reposición en primavera.


¿Cuántas personas participan en la obra?


Hacemos dos sesiones y en cada sesión participa la mitad de la escuela. Esto de hacer teatro en tiempos de pandemia hay que buscar todas las maneras y estudiarlo muy bien y de alguna forma hacemos grupos burbuja porque en cada clase de Broadway sale al escenario desde un lateral del auditorio. Están aislados del resto de grupos. Tenemos seis grupos asi que tres grupos actúan en una de las sesiones y otros tres grupos actúan en la otra. En cada sesión habría entre 50 y 60 alumnos. Sólo llegan a coincidir en el escenario y usan todos su mascarilla. Así lo hicimos en diciembre y el resultado fue estupendo, con total seguridad. Dándole mucho al coco para que funcione pero al final ha funcionado.


¿Cómo ha sido todo el proceso de preparación de la obra?


Una de las cosas más complicadas es que al ser un musical grande que requiere juntar a muchos alumnos, lo que hemos tenido que hacer es ensayar por grupos. En nuestra escuela, que es bastante grande, siempre había un espacio en blanco en el que nos imaginábamos que estaban los compañeros de la otra clase pero no podían ensayar con ellos. Ha sido mucha organización. Incluso hemos tenido que citar a actores por separado los fines de semana para ensayar con unos y otros. Mucho trabajo pero es la situación que hay y hay que hacer un esfuerzo extra para poder llevar obras al escenario y yo como director de una escuela de teatro prefiero hacer ese esfuerzo y que se puedan representar obras a quedarme de brazos cruzados y que el teatro se quede parado. Yo voy a intentar siempre en la medida de lo posible seguir haciendo teatro. De hecho, para lo que queda de primavera y para todas esas personas que se han quedado sin entradas para 'El Rey León' porque se han agotado enseguida, estamos trabajando más que nunca y tenemos varios estrenos programados para hacer a lo largo de esta primavera. A finales de mayo vamos a representar una obra más adulta que se llama 'Sweeney Todd' y a finales de junio vamos a representar con los niños pequeños una nueva obra que es 'El libro de la selva' y en esta ocasión para que no se quede nadie sin entrada, vamos a hacer hasta 6 funciones para que, a pesar de que el aforo esté limitado, pueda venir la mayor cantidad de público posible, aunque sea por turnos, pero que puedan venir a ver las obras y disfrutar de nuestros artistas.


¿Qué significa para vosotros volver a subir a un escenario en estos tiempos tan difíciles para el teatro con la pandemia?


Es muy emocionante. Recuerdo cuando hicimos 'El Rey León' en diciembre después de haber estado más de un año sin subir a un escenario después de todo el trabajo que habíamos hecho con 'El Rey León', que ya lo teíamos casi preparado, y de repente nos encontramos con el confinamiento. De repente poder subir a un escenario con los niños y compartirlo con ellos y ver que todo el trabajo que hemos hecho tiene su fruto, es muy emotivo. Cuando lo hicimos en diciembre por primera vez fue muy emocionante para mí. Además, el hecho de estar ahí con el público y durante unos minutos estar sin mascarilla porque los protagonistas sí que en el escenario se quitan la mascarilla, de alguna forma es volver a ser humano por fin.


¿Qué edades tienen los actores más pequeños?


Empezamos cogiendo a gente de Infantil pero como ya tenemos prácticamente todas las clases saturadas ahora ya cogemos alumnos a partir de Primero de Primaria. Después ya tenemos toda la etapa educativa hasta segundo de Bachiller.


¿El vestuario también lo confeccionáis vosotros?


Nosotros hacemos el diseño. Queríamos hacer una versión distinta al musical que hay ahora mismo en Madrid y que todos conocemos, con las máscaras en la cabeza. Esa versión ya la hizo hace años el grupo de teatro Lorenzo Medina. Y ahora queríamos darle un aire distinto centrado en la cultura africana. Que todo el vestuario fuera de distintas tribus y etnias de África. Sale alguna marioneta de animal pero la mayoría de los casos todo se representa con expresión corporal de los actores y el resultado ha gustado bastante.


¿Quieres añadir algo más?


Me gustaría hacer hincapié en los estrenos que tenemos para esta primavera, 'Sweeney Todd', que es un montaje muy adulto, muy oscuro, y al final de curso en junio llegaremos con 'El libro de la selva' para despedirnos.