Sara Caro Palencia: "La fatiga pandémica se traduce en ansiedad, nerviosismo y depresión"

|

220321 va centro psicologia sara caro palencia 1




La pandemia de coronavirus, y su permanencia en el tiempo, ha derivado en un nuevo trastorno, la fatiga pandémica. Para la Organización Mundial de la Salud es la "desmotivación que existe para seguir las conductas de protección recomendadas, que aparece de forma gradual en el tiempo y que está afectada por diversas emociones, experiencias y percepciones". Pero existe otra acepción de esta fatiga pandémica, que se aplica a la gente que está mal como consecuencia de la pandemia y sus efectos. Sobre esta fatiga pandémica hemos querido hablar con una profesional, Sara Caro Palencia, psicóloga sanitaria, para saber cuáles son sus síntomas y cómo podemos hacerle frente.


¿En qué consiste la fatiga pandémica?


A consecuencia de la situación que estamos viviendo por la pandemia, que cada vez se está alargando más en el tiempo, ha aparecido este concepto de fatiga pandémica. Es un agotamiento que deriva de la situación que estamos viviendo al alargarse en el tiempo.


¿A quién afecta más?


Realmente todo el mundo se ha visto afectado por esta situación pero la gente que ha tenido otras situaciones derivadas, como que ha perdido el trabajo o que han sufrido alguna pérdida de algún familiar por el coronavirus y han pasado por un duelo que no han podido superar porque no han podido despedirse de ese familiar en el cementerio o en la iglesia, son las personas que más lo están sufriendo. Al principio esta situación nos generó a todos una pequeña ansiedad que nos sirvió para adaptarnos pero, al prolongarse en el tiempo, se considera fatiga pandémica que afecta más a aquellas personas que no tienen los recursos de adaptación o que se le haya complicado porque le haya afectado más directamente por el trabajo o pérdida de algún familiar.


Y otra de las causas que ha dado lugar a esta fatiga y ansiedad es el tema de los medios de comunicación que continuamente sobre todo durante el confinamiento ofrecían muchas noticias relacionadas con la pandemia. Frente a esto es recomendable saber gestionar esa información y hacer caso de fuentes de información oficiales y omitir las fake news.


¿Cuáles son los síntomas?


La fatiga pandémica se traduce en ansiedad, nerviosismo y, en casos más severos, se podría traducir en una depresión. Derivado de ello hay gente que ha llegado a un extremo de desesperanza que está haciendo que se salten las restricciones. O en el lado contrario está la gente que sufre de apatía, que es pensar en quedarse en casa y no hacer nada. 


De hecho, estos síntomas han dado lugar a un aumento en el número de consultas en las clínicas de psicología...


Sí, sobre todo por trastornos de ansiedad. Y también por parte de gente que no ha podido cerrar su duelo y necesita de un apoyo o ayuda para poder superarlo.


¿Qué consejos darías para hacer frente a esta fatiga pandémica?


Cuidar nuestros pensamientos y emociones y, para contribuir a ello, realizar actividades que nos resulten agradables. Habrá gente que le apetezca ir a la playa y descansar y evadirse de la situación pero por las restricciones de movilidad que hay ahora mismo no se puede. Entonces tenemos que adaptarnos a la situación, buscar cosas sencillas que nos puedan resultar agradables, como baños relajantes, pequeños paseos,... Tenemos que intentar incluir esas actividades en nuestra rutina diaria.


Hay gente a la que le da miedo hacer actividades que antes hacían o incluso de salir a la calle por si se contagian. ¿Qué les dirías para superar ese miedo?


El miedo es normal porque el virus está ahí y el miedo sirve para adaptarnos y poder cumplir con estas medidas porque si no nos diera miedo no llevaríamos la mascarilla ni nos lavaríamos las manos. Les diría que intenten hacer actividades individuales placenteras y no perder el apoyo social. Intentar hacer actividades con gente al aire libre, con las que no perdamos el contacto social pero con las que guardemos las recomendaciones sanitarias, como el uso de la mascarilla. Puedes quedar para dar paseos o hacer actividades con grupos reducidos de gente.


Otro de los colectivos que más lo sufren son las personas mayores que viven solas...


Sí, a la consulta de psicología llegan muchas personas mayores porque no les quieren llevar a los nietos por miedo a que se contagien. Lo que más les está doliendo a la gente mayor es perderse la infancia de sus nietos. Es complicado porque mucha gente tiene miedo de que los niños se contagien en el colegio y luego contagien a los abuelos. Es recomendable, aunque sea por menos tiempo, que les puedan ver con mascarilla y distancia porque necesitan ver a sus familiares y también hacer llamadas diarias por teléfono para que se sientan más arropados.


¿Qué mensaje lanzarías a la gente frente a esta fatiga pandémica?


Que intenten hacer actividades agradables, sencillas, que se puedan hacer en nuestro entorno diario para poder sobrellevar esto mejor y tener menos angustia.