IU Valdepeñas aplaude la aprobación de unos PGE para 2021 que ayuden a paliar los efectos sociales y económicos de la crisis sanitaria

|

191220 VA IU




Izquierda Unida Valdepeñas ha hecho pública su satisfacción por haber visto cómo han podido salir adelante los Presupuestos Generales del Estado con 188 votos a favor. Unas cuentas que significan la derogación de los presupuestos de 2018 del PP, prorrogados desde entonces, y que "impedían avanzar en políticas sociales", según ha indicado Juana Caro, de IU Valdepeñas, quien ha añadido que estos PGE "inauguran una nueva época política en España poniendo fin a la etapa neoliberal y significando una apuesta trascendental para avanzar en el programa de legislatura en un momento de crisis y necesidades crecientes, consecuencia de la pandemia".


No obstante, desde IU señalan que la aprobación de estos presupuestos no se ha de confundir con una mayor estabilidad ya que "sigue habiendo demasiados problemas encima de la mesa, la pandemia sigue sin estar controlada, y vemos cómo la crisis económica y social va a tener un largo recorrido y de todo esto las derechas se aprovecharán para continuar con las políticas de enfrentamiento", según Caro.


Por su parte, Juan Ramón Crespo, coordinador regional de IU, ha calificado estos presupuestos de "expansivos", con un 30% más de gasto de lo que estaba previsto en febrero, hasta 166.000 millones de euros para conseguir paliar los efectos de la crisis social y económica derivadas de la crisis sanitaria. En este sentido, ha destacado que por primera vez se hayan dado ayudas a los autónomos, desplegando un escudo social que ha sido capaz de sujetar miles de despidos por la crisis.


"Presupuestos que van a conseguir revertir los recortes de 2012 a la Ley de Dependencia, incrementado hasta un 46% la aportación del Estado a esta ley e incrementado en 3.000 millones el presupuesto para la sanidad pública", según Crespo. Y estas subidas sociales se van a compensar con una "fiscalidad más justa", según IU, "ya que resulta llamativo oír a muchos sectores que necesitan ayudas para no cerrar sus negocios pero ese dinero hay que sacarlo de alguna parte y también resulta paradójico que el PP, Ciudadanos y Vox pidan más ayudas y al mismo tiempo estén en contra de la subida de impuestos, algo que debe de salir de los que más tienen, con subidas de impuestos para grandes sociedades o un aumento de un punto del impuesto de patrimonio para patrimonios de más de más de 10 millones de euros".


Además, estos PGE impulsan una mayor protección social, según IU, aumentan los permisos de paternidad y maternidad, dotan de más recursos para luchar contra la violencia de género, destinan más de 150 millones para becas universitarias y también para la transición ecológica y la lucha por la emergencia climática, con más de 2.000 millones para el impulso de energías renovables y 2.500 millones para investigación y digitalización.


Igualmente, IU destaca que estas cuentas regulen los alquileres, amplíen el ingreso mínimo vital y cuenten con medidas para que las familias más necesitadas no sufran cortes de luz y gas en invierno.


Por otro lado, Crespo ha pedido responsabilidad al Gobierno regional para que adopten medidas más restrictivas para Castilla-La Mancha de cara a Navidad y se limiten los encuentros familiares a seis personas y no a diez como ha anunciado Emiliano García-Page. "No merece la pena que por el populismo de García-Page, cuando estamos tocando con la yema de los dedos la salida de la crisis sanitaria, se ponga en peligro el esfuerzo de la sociedad durante los últimos meses", ha indicado.


Además, ha pedido al presidente regional que explique en qué se han destinado los 750 millones de euros que han llegado a Castilla-La Mancha para combatir los gastos sanitarios de la pandemia. "Hemos visto mucho autobombo y poca efectividad por parte del Gobierno regional, tanto como que la consejera de Bienestar Social anunciaba que se paralizaba el ingreso mínimo vital cuando han recibido 750 millones de euros y en cambio Page se ha preocupado de que parte de ese dinero vaya a ir a la educación concertada, a financiar la enseñanza privada y 20 millones a concertar plazas privadas en residencias de mayores en vez de destinarlo a residencias públicas", según Crespo, quien ha indicado que "la mejor felicitación de Navidad de nuestros presidentes es hacer un esfuerzo fiscal para ayudar a las familias que peor lo están pasando".