Miguel Ángel Rodríguez: "La Ley Celaá no nos gusta y el PP se va a movilizar contra ella"

|

181120 va pp




El Partido Popular ha mostrado su desacuerdo respecto a la LOMLOE, la conocida como Ley Celaá, afirmando que "no nos gusta" y anunciando movilizaciones en su contra. Así lo ha transmitido el diputado regional popular Miguel Ángel Rodríguez, quien ha querido manifestar, con su presencia en Valdepeñas este miércoles, su apoyo a los centros concertados de la localidad, los colegios Nuestra Señora de los Dolores, San Agustín, Santísima Trinidad y Virgen de la Cabeza, y al centro de Educación Especial 'María Luisa Navarro Margati', "que van a ser los principales destinatarios de esta ley que pone en peligro el trabajo de cientos de profesionales y de los profesores de religión".


Y es que para el PP esta ley supone un "ataque" a la libertad de elección del centro educativo de los padres para sus hijos o el cierre de colegios de educación especial y concertados, además de que el castellano deje de ser la lengua vehicular de todo el territorio nacional. "Es un ataque directo a la Constitución que nuestra idioma deje de ser lengua vehicular sólo por conseguir el rédito político y por conseguir socios para aprobar los presupuestos de PSOE y Podemos", ha criticado Rodríguez.


Además, el diputado regional del PP ha afirmado que "ahora todos nuestros esfuerzos deberían estar centrados en la lucha contra la pandemia y no en estar hablando de una ley de educación que viene fuera de tiempo y que se está haciendo por la puerta de atrás, sin diálogo y sin negociación".


Es por ello que ha anunciado que el PP recurrirá ante el Tribunal Constitucional que el castellano deje de ser lengua vehicular y frente a eso ha apostado por seguir insistiendo en el decálogo de educación de calidad de los "populares", según el que pretenden solicitar que exista un MIR del profesorado similar al existente en Sanidad, que la educación sea obligatoria de los 0 a los 3 años, que se apueste por la FP Dual o se defienda la educación especial.


Igualmente, Rodríguez ha mostrado su apoyo a toda la comunidad educativa de Valdepeñas, una educación en la que convivan la educación pública y la concertada y también ha mostrado su apoyo a la plataforma Más Plurales, animando a los valdepeñeros a participar en la concentración que tendrá lugar el domingo en Ciudad Real, guardando todas las medidas de higiene y seguridad, para exigir una educación de calidad.


Por su parte, el grupo municipal popular presentará en el próximo Pleno de diciembre una moción mostrando su rechazo a la Ley Celaá. En este sentido, su portavoz, Cándida Tercero, ha indicado que "es una ley que no podemos permitir al igual que no la puede permitir el Gobierno de Valdepeñas, por lo que el alcalde, Jesús Martín, se debe de enfrentar a Pedro Sánchez para defender los intereses de los colegios concertados de Valdepeñas".


Así, Tercero ha señalado que han hablado con familias de la localidad que les han transmitido las razones por las que eligieron en su día algún centro concertado para la educación de sus hijos. Razones como que pueden finalizar allí sus estudios de ESO, la proximidad a sus domicilios o la existencia de comedor escolar en uno de esos centros.


"Sin menospreciar a la educación pública, los colegios concertados han hecho una labor satisfactoria con muchas familias valdepeñeras y dan trabajo a 100 profesores que junto con el empleo indirecto de limpieza o mantenimiento, supone que 250 familias valdepeñeras viven de estos colegios", ha destacado Tercero.


Por último, la portavoz del grupo municipal popular también ha criticado que la Ley Celaá "no valora el esfuerzo y sacrificio de los alumnos y eso es algo que siempre hemos defendido desde el PP, los valores de la lucha por conseguir metas en la vida".