“Queremos que Manzanares sea un referente en el uso de tecnologías sostenibles”

|

051120 manz concejala




El plan estratégico 'Manzanares, ciudad de las energías renovables' ha sido presentado a los medios de comunicación en la mañana de este jueves. La concejala de Medio Ambiente del Ayuntamiento, Isabel Díaz-Benito, ha señalado que esta ambiciosa hoja de ruta para los diez próximos años es “pionera en Castilla-La Mancha” y que busca “fomentar el uso de las energías renovables” entre la sociedad manzanareña e “impulsar la eficiencia energética” en la localidad.

Reducir “en niveles excepcionales” la huella de carbono que emite a la atmósfera la ciudadanía manzanareña, colaborando de esta forma a que se alcancen los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de Naciones Unidas en el año 2030, y concienciar a la sociedad sobre la importancia de utilizar energías limpias es la meta que se ha marcado el Ayuntamiento para la próxima década. Para lograrlo, pondrá en marcha 'Manzanares, ciudad de las energías renovables', un plan estratégico que fue aprobado por unanimidad en el último pleno y que supondrá “una verdadera revolución” para el municipio.

Con un presupuesto de siete millones de euros, de los cuales un 65% estará financiado por otras administraciones (“fundamentalmente la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y la Diputación de Ciudad Real”), situará a Manzanares como “un modelo de ciudad en lo referente a la gestión de la sostenibilidad y del ahorro energético”.Y es que, en palabras de Díaz-Benito, se trata de un plan de mejora “realista, asumible y de gran importancia para el futuro económico de nuestra localidad que pretende convertirnos en un referente en el uso de tecnologías sostenibles”.

El plan estratégico tendrá un impacto a nivel medioambiental, económico y social. Se fundamenta en dos objetivos estratégicos a conseguir a través de diez acciones concretas que se llevarán a cabo entre 2020 y 2030. La responsable de la concejalía de Medio Ambiente ha indicado que se trata de “un documento de mínimos”, con unos objetivos que “claramente” se van a superar,y que “está abierto a nuevas incorporaciones” para aumentar el resultado final.

Reducir la cantidad de CO₂ emitido a la atmósfera

Impulsar el empleo de las energías renovables es uno de los dos objetivos estratégicos de este plan. Además de crear una concejalía de Energías Renovables y Eficiencia Energética, se instalará un punto de recarga de vehículos eléctricos en el entorno del castillo de Pilas Bonas o en la plaza del Gran Teatro, se procederá a la paulatina renovación de la flota municipal de vehículos con vehículos eléctricos, se reservará un 10% de las plazas de los aparcamientos disuasorios para vehículos eléctricos e híbridos y se instalará energía solar fotovoltaica en el centro ocupacional, en el centro social de la carretera de La Solana, en la piscina climatizada y en el propio Ayuntamiento,“lo que permitirá reducir hasta en un 80% su factura eléctrica”.

Dentro de este paquete de medidas también se incluye la convocatoria de subvenciones para financiar inversiones de instalaciones de placas solares fotovoltaicas para autoconsumo y la bonificación del ICIO de dichas obras. Asimismo, habrá bonificaciones y/o exenciones en el Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) para vehículos eléctricos, se organizará una jornada anual centrada en las energías renovables y se eliminará el uso de combustibles fósiles en edificios públicos municipales.“La renovación de la instalación térmica de la Casa de Josito y la remodelación integral del centro ocupacional permitirán evitar, respectivamente, la emisión de 24.155 kilos y de 35'11 toneladas anuales de dióxido de carbono a la atmósfera”, ha subrayado Díaz-Benito.

El otro objetivo estratégico del plan es la mejora de la eficiencia energética en las instalaciones municipales y la adecuación del entorno urbano para permitir una movilidad más sostenible que favorezca al peatón. Para ello se efectuarán inversiones para la renovación de luminarias y para la reducción de su potencia, y se creará una Oficina Técnica de Sostenibilidad que asesorará a la ciudadanía sobre mejoras energéticas para sus edificios e informará sobre las ayudas existentes en las distintas administraciones.

La peatonalización de Manzanares será una de las actuaciones más importantes de este capítulo.Estará dividida en tres fases: una que afectará a la zona del casco histórico, otra a la calle Obispo Carrascosa y la tercera al entorno del Gran Teatro.

La próxima urbanización del sector 5 del polígono industrial se aprovechará para ampliar el carril bici en 4'5 kilómetros. La edil considera “interesante” conseguir que el desplazamiento hacia las zonas industriales de la localidad se realice en bicicleta, “por lo que se van a mejorar y potenciar los tramos existentes de carril bici y se ampliará su conexión con el polígono industrial”.

De cara a reducir la huella de carbono se procederá a plantar “un mínimo de 2.000 árboles en los próximos diez años”, además de generar nuevas zonas verdes en el sector 5 del polígono industrial.En total, la repoblación de arbolado puede reducir “hasta en 16 toneladas” las emisiones de CO₂ emitido a la atmósfera al año.

Las actuaciones para lograr el segundo objetivo estratégico se completan con la emisión de certificados de eficiencia energética de todos los edificios municipales, la introducción de criterios sostenibles en las contrataciones realizadas por el Ayuntamiento, la puesta en marcha de un programa de sensibilización para empleados públicos sobre la sostenibilidad medioambiental y la rehabilitación energética de edificios públicos municipales como la Casa de Josito o el centro ocupacional.

Las personas interesadas en consultar el plan estratégico 'Manzanares, ciudad de las energías renovables' pueden hacerlo en la página web del Ayuntamiento.