​Antonio Ruiz Novés: “La Virgen de Consolación es nuestra patrona y nos está esperando, está deseando que le pidamos cosas para solucionar esta situación”

|

PRESIDENTE HERMANDAD VIRGEN DE CONSOLACION




La Hermandad de la Virgen de Consolación está ya inmersa en la preparación de todos los detalles necesarios para sacar adelante los actos que se celebrarán durante las Fiestas de la Vendimia y el Vino en honor a la patrona de Valdepeñas. Unos actos que serán muy distintos a los de años anteriores debido a la pandemia de coronavirus. No habrá comitiva en la ofrenda ni tampoco procesión. La ofrenda será durante todo el día en el interior de la iglesia, también será así la presentación de niños ante la Virgen de Consolación y, en vez de procesión, la Virgen quedará expuesta durante toda la tarde en la Iglesia de la Asunción. De todo ello hablamos con el hermano mayor de la hermandad, Antonio Ruiz Novés.


¿Cómo se presentan estas fiestas para la hermandad?


Son unas fiestas un poco diferentes. Aunque tratamos de mantener la mayoría de los actos pero de otra manera, más tristes, porque realmente con el esplendor que siempre han tenido los actos de la Virgen, esta vez estamos sujetos a las normativas de las autoridades sanitarias y tenemos que renunciar a muchas cosas. Pero esto es así. Quiera Dios que sea para bien.


¿Cómo os sentís ante esta situación?


Tenemos cierta melancolía por ser un año triste en el que la Virgen no se va a ver en la calle y la ofrenda de flores no va a ser tan vistosa. Lo que sí queremos es que se mantenga el trasfondo, que la gente vaya a ver a la Virgen, que le pida su favor para esta situación tan difícil que tenemos tanto sanitaria como laboral. Ahí está la Virgen, el faro y la columna a la que nos agarramos en estas dificultades.


¿La presentación de los niños a la Virgen se hará por la mañana y por la tarde?


No va a haber un acto en concreto como en los últimos años. Los padres  y abuelos van a poder llevar a los niños durante toda la mañana y la tarde. Se presentarán a la Virgen conforme vayan llegando, les entregaremos el diploma y todo eso conservando las normas sanitarias de no aglomeración y mantenimiento de distancia. Lo hemos querido repartir durante todo el día para que no haya aglomeraciones.


Y lo mismo ocurre con la ofrenda de flores…


Exactamente, será en las mismas condiciones. Va a estar la Iglesia abierta y la gente irá pasando para llevar su detalle de flores como muestra de cariño a la Virgen, que el cariño se le tiene siempre haya o no comitiva. Durante todo el día estaremos allí la hermandad recogiendo las flores que vayan llevando las entidades y quien quiera acercarse.


Además, pedís que sean pequeños detalles y no grandes ramos…


Sí, lo hemos pedido porque tenemos poco espacio para guardar las flores. Queremos que sea un detalle, una flor bonita, un bouquet pequeño, pero no las cestas porque no tenemos sitio para guardar todo. Ten en cuenta que el espacio de la iglesia lo vamos a dedicar sobre todo a las personas por lo que no podemos ocupar mucho espacio con los caballetes de flores. Pero el detalle de llevar a la Virgen una flor lo queremos seguir manteniendo. Un detalle simbólico.


¿Cómo será ese acto que sustituirá a la procesión?


Se va a exponer a la Virgen en modo especial para que pueda recibir el homenaje de todos los valdepeñeros esta vez en vez de en la calle, en la iglesia. Se mantendrán las dos puertas de la iglesia abiertas para que la gente entre por una y salga por otra. Y se pondrá  a la Virgen lo más vistosa posible.


Y todo se hará con todas las medidas de seguridad…


Por supuesto. Todo esto lo hemos ideado con la normativa actual. Si de aquí a unos días cambiara la normativa, siempre nos atendríamos a la normativa vigente. Nosotros somos los primeros que queremos seguir las normas y que no haya ningún contagio. No quiera Dios que empeore la situación pero tendremos que cumplir con las normas que haya vigentes en ese momento.


¿Cómo invitarías a la gente a participar en estos actos?


Les animo a que vayan a ver a la Virgen, que hay mucho que pedirle, tanto en el asunto de salud como en el económico. La Virgen se bajará del camarín el día 30. Así que vayan sin miedo, con toda la responsabilidad del mundo, que guarden la normativa, la distancia de seguridad, mascarilla, pero a pesar de eso que no dejen de ir a ver a la Virgen. Para eso se han tomado esas medidas. Por ejemplo, en el novenario hemos hecho dos turnos, una celebración por la mañana a las 8:30 horas con el rezo del rosario y la misa, y por la tarde, el rosario a las 20:00 horas y la misa a las 20:30 horas.


¿Quieres añadir algo más?


Que la Virgen es nuestra patrona y nos está esperando, está deseando que le pidamos cosas para solucionar esta situación. Que no tengamos reparo en pedir a la gente la solución que ilumine a las autoridades y a los sanitarios, que saquen de una vez la vacuna que cure la enfermedad y podamos volver a la normalidad de siempre, de Valdepeñas tan animada que ha sido siempre con nuestras fiestas, que volvamos otra vez a estar conforme estábamos antes.