El sector productor cumple sus amenazas y no asiste finalmente a la junta directiva de la D.O. Valdepeñas

|

DO 2




El sector productor ha cumplido finalmente lo que ya anunciaban este jueves en rueda de prensa. Su intención de no asistir a la junta directiva de este viernes en la Denominación de Origen Valdepeñas si no se incluían en el orden del día los puntos que ellos proponían para modificar los estatutos. Una decisión que no ha sido bien vista por el sector elaborador, ya que consideran de vital importancia el único punto recogido en el orden del día y que no ha sido aprobado por falta de quórum al no poder celebrarse la reunión. Punto que planteaba, a iniciativa de Asevivaldepeñas y Maestros Bodegueros, la ampliación de la producción en un 10% de kilos por hectárea para la presente campaña de vendimia.


"Estamos ante un año excepcional, de una gran producción, porque viene una cosecha importante y para evitar que las parcelas sean descalificadas por exceso de producción, habría que aprobar este punto, tal y como hemos solicitado", según ha indicado Carlos Nieto, como representante de Asevivaldepeñas.


Es por ello que el hecho de que el sector productor no haya querido asistir a esta junta directiva es algo que por parte del sector elaborador no se entiende. "No lo entiendo porque o no son conocedores de la situación del campo, porque tenemos la base legal para ampliar la producción y evitar descalificaciones, y que no vengan hace que no lo podamos aprobar; es algo que nos interesa a todos, especialmente a los agricultores, porque puede ser que esas uvas tengan que ir a uva de mesa de no aprobarse esto", ha añadido Nieto.


Además, para Asevivaldepeñas esta situación de la que el sector productor habla de ultimátum no es algo nuevo. "No es la primera vez que lo han hecho y que amenazan con irse; hace tiempo ya estuvieron meses sin venir y la D.O. siguió funcionando, por lo que no es un ultimátum como dicen", según Nieto, quien añade que "tenemos una interprofesional con unos estatutos como los de otras interprofesionales, que están para buscar el consenso y eso sólo se consigue con porcentajes altos de representación por lo que no lo entiendo".


Y es que para el sector productor es muy importante aprobar el aumento de la producción por hectárea dado que la campaña vitivinícola empieza el 1 de agosto y hay que pasar por una serie de trámites y comunicarlo a la administración para que pueda ser una realidad.