Carta abierta del director cesante de Cáritas Interparroquial de Valdepeñas, Carmelo Imedio Simón, a compañeros y simpatizantes

|


061017 VA CARMELO CARITAS


Queridos compañeros y simpatizantes:


Cuando la tarde del domingo 24/02/2019, di una ojeada rápida a distintos escritos relacionados con Cáritas Interparroquial de Valdepeñas , que tengo en mi ordenador desde últimos de junio del 2009, en que fui nombrado director, no tuve por menos que acordarme de todos vosotros y no pude aguantarme las ganas de deciros algo de forma individual.


Como ya conocéis, he tenido que cesar en el cargo. Hubiera querido hacerlo antes, pero…… Llegada esta situación, y a pesar de lo que haya dicho en otros momentos recientes, pensaba que todos los que formamos hoy Cáritas Interparroquial de Valdepeñas: Voluntarios, Trabajadora Social, Monitora … tenemos que FELICITARNOS por lo que en este caminar de los últimos nueve años y medio y, a pesar de la dificultad de los primeros momentos, nos hemos dado. Sí, nos hemos dado con esfuerzo y tesón. Hemos sido capaces de hablar, de crear infraestructuras nuevas, de consensuar procedimientos, de establecer normas, de despertar actitudes a veces dormidas, de comprender que los errores no solo no ocasionan caos, sino que de ellos se aprende, de tener presente que las personas que vienen a solicitarnos ayuda, consejo, información, acompañamiento .. están en situación, si no de necesidad extrema, muy próxima a ella, y que tiene derecho a enfadarse, e incluso a tratar de engañarnos ….


Con todo ello, no queremos decir que seamos los mejores y más inteligentes, sino que como dice nuestro Insigne Antonio Machado “Se hace camino al andar”. Hoy, nosotros, los voluntarios, estamos más experimentados, mejor formados, tenemos más capacidad de decisión porque nos hemos dado y consensuado pautas de actuación: nuestros célebres y pioneros protocolos, nuestras sesiones de valoración, n quejas y críticas surgidas por incumplimiento de protocolo o normas …. ¡ No os podéis figurar las veces que estas actuaciones nos han valido para analizarlas en distintos foros, y sin dar nombres, lo que han contribuido a homogeneizar criterios y recordar ciertas acciones importantes !


Un recuerdo para los compañeros que en este periodo de tiempo Dios llamó a su lado, desde allí seguro que nos han echado y nos seguirán echando una mano.


Disculpas para los que, por un motivo u otro, dejaron de ser compañeros nuestros y han considerado responsable al grupo constituyente de C.I. y también, por qué no, para los que dudaron o no creyeron en las directrices que hemos ido consensuando.


Unámosnos en una petición a Dios porque nos aumente la Fé y nos dé fuerza para seguir luchado denodadamente por los más desfavorecidos.


Seguiré con vosotros mientras Él quiera. Un fuerte abrazo para todos.


Carmelo