Ramón del Valle: “El teatro hecho con títeres nos retrotrae a la infancia”

|


El espacio de microteatro El Off del Envy acoge este fin de semana dos obras de teatro infantil, a cargo de la compañía Palike Teatro. Se trata de espectáculos de títeres y de objetos bajo los títulos ‘La mar salada’, que podrá verse el sábado a las 18:30 horas y el domingo a las 12:30 horas y ‘El conejo preguntón’, que se representará el sábado a las 19:15 horas y el domingo a las 13:15 horas. De las peculiaridades del teatro de títeres y de lo que intentan transmitir estas obras de teatro que también están abiertas al público adulto, hemos hablado con el director de la compañía, Ramón del Valle.


Estaréis de nuevo este fin de semana en El Off del Envy con obras muy distintas, esta vez dirigidas al público infantil…


Estaremos con dos cuentacuentos hechos a base de títeres, ‘El conejo preguntón’ y ‘La mar salada’.


Utilizáis títeres y objetos en vuestro teatro ¿verdad?


Nosotros venimos del mundo de la interpretación pero hace unos años aterrizamos en el teatro de objetos y de títeres y es algo referencial para nosotros. En todas nuestras obras metemos cosas relacionadas con títeres. Pero en este caso es un cuentacuentos hecho con títeres.


¿Qué tienen de especial los títeres en una obra de teatro? ¿Cómo pueden llegar a transmitir la historia?


Los títeres tienen una cosa que es fundamental. Un títere puede hacer cosas que un actor de ninguna manera puede hacer. Por ejemplo, un títere puede volar, a un títere le puedes cortar la cabeza, puede hacer mil cosas más. Se presta a hacer historias que un actor no puede hacer. Pero además los títeres tienen que ver con lo sagrado, con el mundo del juego, con los niños. Cuando los niños juegan lo hacen con objetos que representan personajes. El títere nos retrotrae a la infancia en muchas ocasiones. Para los adultos es un reencuentro con esa infancia.


¿Qué historia intentan transmitir estos cuentos que traéis a El Off del Envy?


La mayoría de historias que nosotros producimos están escritas por nosotros. En este caso, ‘El conejo preguntón’ y ‘La mar salada’ están basadas en dos cuentos tradicionales. Normalmente lo que hacemos de cuentos para niños son adaptaciones de cuentos tradicionales. Es un cuento ruso de tradición oral ‘El conejo preguntón’ ‘La mar salada’ es una historia anónima. Entonces lo que hacemos es no moralizar porque la función del cuento es aleccionadora, lo que pretenden es aleccionar a los niños sobre los peligros de la vida con la seguridad que dan que te los cuente un adulto en el calor del hogar. Es una historia que no voy a desvelar porque ‘El conejo preguntón’ viene a denunciar la crueldad del hombre y ‘La mar salada’ es un cuento muy poético que habla de por qué el mar es salado. Son dos cuentos que encandilan a los niños y a los padres también. Y en eso estamos, en intentar encandilar al público.


¿Qué elementos tienen estas obras para enganchar al espectador?


Conectan con un imaginario que todos hemos tenido de pequeños, con el mundo del juego, son historias que nosotros hemos revivido y nos han contado nuestros abuelos al amor de la lumbre, son historias muy elementales que no recurren a una gran parafernalia en cuanto a escenografías complicadas o a teatro muy visual. Son historias muy simples pero que enganchan muy bien al público porque nos retrotraen a la niñez.


¿Por qué razones hay que ir este fin de semana a El Off del Envy?


Fundamentalmente porque creemos que no se van a aburrir, que le va a gustar la historia y se van a enganchar, no sólo los niños, sino también los padres. No hay tantas ocasiones de que los críos y los padres disfruten en común de ciertas cosas y una de ellas es el teatro de títeres. Además, es que esta obra está súper rodada, ha tenido más de cien representaciones y sabemos que es una historia que funciona muy bien en niños y adultos.


Vosotros que trabajáis con público infantil y con público adulto. ¿Cuál preferís?


Son públicos diferentes. Nosotros hemos organizado durante nueve años el Festival Internacional de Títeres en Alcázar de San Juan, hemos tenido la oportunidad de introducir al público en espectáculos de adultos. Hay muchas ideas preconcebidas sobre el teatro de títeres y el de objetos por pensar que es un teatro callejero y que es sólo infantil. Y nuestra labor durante esos años ha sido mostrar al público que los títeres abarcan muchas disciplinas. Nos gusta dedicarnos a hacer teatro para adultos e infantil pero en ambos utilizamos títeres y objetos. No dejamos de utilizar ambos elementos. Pero en cuanto a la pregunta, son públicos diferentes. El público infantil es más exigente en el sentido de que al niño no lo mantienes quieto en la silla si no disfruta del espectáculo. Sin embargo, el público adulto si no le gusta un espectáculo, se va a estar quieto y no va a protestar. Además, nosotros estamos en contra de que con el público infantil todo vale. No, todo no vale. Nosotros abordamos con la misma sensibilidad y las mismas exigencias un espectáculo de adultos que uno infantil. 

1 Comentarios

1

excelenteeeee adelanteeeeee

escrito por ignacio rivera 12/mar/16    12:07

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.