Los pacientes operados de catarata en el Hospital de Manzanares pueden corregir también su astigmatismo

|



Según explica Julián R. Zúñiga López, jefe del Servicio de Oftalmología en este centro del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), “la corrección planeada y automatizada del astigmatismo consigue los mejores resultados refractivos en la cirugía de la catarata”.


Las técnicas actuales permiten operar por incisiones cada vez más pequeñas, el uso de lentes plegables y la ausencia de suturas, lo que en la mayoría de los casos, “logra minimizar el astigmatismo inducido durante la cirugía y corregir en gran proporción el astigmatismo previo a la intervención”, afirma el oftalmólogo del hospital manzanareño. Así mismo, las plataformas que permiten el estudio previo del paciente y la monitorización de la intervención quirúrgica en sí misma, posibilitan los mejores resultados.


Anteriormente, el planteamiento de la intervención de cataratas se limitaba a la recuperación de la transparencia de los medios oculares afectados, pero a partir de la aparición de nuevas técnicas y tecnologías, de la preparación necesaria de los profesionales y de lentes adecuadas para tal fin, se puede pensar en la disminución del astigmatismo en la intervención de la catarata e incluso en su eliminación.


“Mejorando el astigmatismo, disminuye una proporción importante la dependencia de gafas para el paciente, aumentamos la profundidad de percepción y de campo de visión, con respecto a los anteojos, y mejoramos la calidad global de la visión en todas las distancias”, puntualiza el Dr. Zúñiga.


La tecnología actual nos permite estudiar “customizadamente” cada paciente antes de la intervención y optimizar los cálculos adecuados a cada caso, explica el Dr. Zúñiga: “Esto nos permite enfrentarnos a dicho problema con más seguridad y mejores resultados, facilita al cirujano una intervención más rápida y evita potenciales segundas intervenciones”.


Los pacientes que se someten a la cirugía de la catarata en el Hospital Virgen de Altagracia son valorados mediante estas técnicas modernas y se les estudia la corrección más adecuada en cada caso. La implicación de todos los profesionales del Servicio de Oftalmología es esencial en la obtención de los mejores resultados. Gracias a ello y a estas técnicas, “mejoramos la calidad de la visión de los pacientes de nuestra comarca”, concluye el Dr. Zúñiga.


Principal causa de ceguera reversible


La catarata es la opacificación de la lente natural que posee nuestro ojo y que es transparente habitualmente; su cambio de densidad ocurre por la edad, por cambios metabólicos, genéticos, traumatismos, radiaciones o drogas. Las personas afectadas acusan visión borrosa, la cual provoca que sus actividades diarias, tales como leer, trabajar o conducir sean más difíciles. La catarata es la principal causa de ceguera reversible a nivel mundial, y representa a nivel global el 47% de todas las de disminución directa de la agudeza visual.


El astigmatismo es un defecto de refracción en el cual las curvaturas corneales no son uniformes en la cornea, la parte transparente y más anterior de nuestro ojo; su síntoma más habitual es la visión borrosa a cualquier distancia. Los pacientes afectados de astigmatismo experimentan frecuentes dolores de cabeza, fatiga al esfuerzo visual, líneas distorsionadas, ojos irritados y molestias oculares.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.