El Gobierno regional valora que la AIReF considere factible que Castilla-La Mancha cumplirá el próximo año los objetivos de déficit y deuda y la regla de gasto

|



El Gobierno regional ha valorado hoy que la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) considere factible que Castilla-La Mancha cumpla el próximo año el objetivo de déficit, la regla de gasto y el objetivo de deuda pública, las tres reglas fiscales definidas en la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera.


La AIReF así lo recoge en un informe sobre las líneas fundamentales de los presupuestos de 2018 de las Comunidades Autónomas, que hoy ha hecho público.

En dicho informe, esta entidad afirma que, bajo las previsiones de crecimiento recogidas en el plan presupuestario y con el escenario central considerado por la AIReF respecto a los recursos del sistema de financiación, es factible que Castilla-La Mancha alcance en 2018 el objetivo de estabilidad presupuestaria fijado.

El escenario central que considera la AIReF se basa en que las comunidades autónomas percibirán los recursos del sistema de financiación autonómica para el próximo año que fueron comunicados el pasado mes de julio. Para el resto de ingresos, continúa el informe, “la comunidad prevé una evolución moderada que la AIReF considera adecuada”.

En relación con la regla de gasto, la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal considera que el nivel de recursos y empleos que previsiblemente puede alcanzar Castilla-La Mancha en 2018 permitiría cumplir, además del objetivo de déficit, también la regla de gasto.

En último lugar, en su ‘Informe sobre las líneas fundamentales de los presupuestos de 2018 de la Comunidad Autónoma de Castilla-La Mancha’, la AIReF prevé el cumplimiento también del objetivo de deuda el próximo año.

La Comunidad Autónoma de Castilla-La Mancha en el primer ejercicio completo del Gobierno de Emiliano García-Page, el de 2016, cumplió el objetivo de deuda pública y la regla de gasto y consiguió reducir la necesidad de financiación prácticamente a la mitad, pasando de 605 millones de euros en 2015 a 313 el año pasado.

Respecto a este año, el pasado mes de julio la AIReF publicó un informe individual sobre el cumplimiento previsto de los objetivos por parte de Castilla-La Mancha, en el que consideró factible que cumpla el objetivo de déficit, valoración que mantiene.