La parroquia de Santa Catalina alberga una exposición sobre las obras de su restauración

|


La remozada capilla de Santiago de la Parroquia de Santa Catalina acoge una pequeña exposición sobre las obras de restauración que se han acometido en el templo. A través de siete paneles ilustrativos y un video, se muestran las distintas fases de los trabajos realizados que han supuesto una inversión de más de medio millón de euros.

Bajo el epígrafe ‘Santa Catalina, una restauración al servicio de todos’, la exposición ha sido ideada por la Plataforma de Apoyo al Templo de Santa Catalina, con el objetivo de mostrar cómo se fueron desarrollando las obras y hacer públicos todos los costes de las mismas. Cada uno de los siete paneles contiene múltiples fotografías elaboradas por los arquitectos que resumen con detalle los trabajos desarrollados, según ha explicado el párroco Benjamín Rey a la prensa local.

Se revelan las grietas que tenía el templo, el anclaje de las bóvedas, la obra del tejado principal, la restauración de la capilla de Santiago, los trabajos en las cubiertas de las naves laterales, las labores desarrolladas en el interior de la iglesia y un último tablero que resume exactamente el coste económico de la restauración.

Junto a los paneles, hay una pantalla de televisión que proyecta un completo video de las obras, además de una caja para depositar donativos y unos impresos para el que quiera hacer aportaciones económicas de forma periódica, explicó el sacerdote. La muestra estará abierta en horario de tardes durante todo el mes de septiembre, por lo menos.

El párroco indicó que la gente sale contenta tras ver la exposición porque relata un trabajo bien hecho, indicando que también sirve para todos hagamos nuestra esta obra que ahora habrá que pagar. Rey anunció que se realizarán diversas actividades desde varios colectivos de la localidad para recaudar fondos.

La más inmediata será la visita guiada a la torre y a las obras realizadas en la bóveda de la parroquia que estará organizada por la Plataforma de Apoyo al Templo de Santa Catalina. Se han programado dos visitas los días 23 y 30 de septiembre con dos pases cada jornada, a las seis y a las siete de la tarde. Se establecerá un precio simbólico de un euro por persona, según indicó.

El sacerdote recordó que se ha tenido que pedir un crédito de 500.000 euros a amortizar en veinte años. En teoría, habría que pagar una cuota de 2.200 euros mensuales a partir del mes de enero, a los que habría que sumar otros 900 en concepto del pago del retablo hasta el año 2.025. Pero el religioso argumentó que van a tratar de hacer una aportación extraordinaria antes con el fin de abaratar la asignación de cada mes.