El Gobierno regional autoriza la modificación del contrato para la construcción, conservación y explotación del nuevo Hospital de Toledo

|


El Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha ha autorizado la modificación del contrato de concesión de obra pública para la construcción, conservación y explotación del nuevo Hospital Universitario de Toledo, así como el gasto para hacer frente al incremento presupuestario derivado de dicho modificado, que supera los 47 millones de euros, respecto al anterior proyecto, llegando hasta un total de más de 204 millones de euros.


El consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, ha destacado que, de esa diferencia de más de 47 millones de euros respecto al anterior proyecto, 37 son para inversión asistencial.

La modificación del contrato está motivada por la necesidad del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha de incorporar al proyecto prestaciones no contempladas en el Plan Funcional adjudicado durante la anterior legislatura, la incorporación de recursos asistenciales que quedaban fuera del nuevo centro hospitalario, además de diferentes cambios en el programa y superficies específicas.

En este sentido, con el nuevo proyecto se da respuesta a los problemas detectados desde el punto de vista arquitectónico. Y es que el proyecto básico adjudicado ocupaba sólo dos de los cinco peines de hospitalización previstos y dejaba los tres restantes para proyectos futuros, lo que confería al hospital un carácter vertical, con circulaciones complicadas a base de ascensores.

Por el contrario, en el proyecto definitivo se utilizarán cuatro de los cinco peines, recuperando de esta manera la horizontalidad del hospital, con lo que se mejora de forma significativa la accesibilidad y circulación en todo el centro sanitario. Además, esta horizontalidad permitirá el futuro desarrollo del hospital sin afectar a su funcionamiento.

Por otra parte, el proyecto básico adjudicado no daba respuesta ni siquiera a los problemas y necesidades actuales del Hospital Virgen de la Salud. A este respecto, el proyecto definitivo introduce importantes cambios que vienen a dar solución a cuestiones como la incorporación de nuevas necesidades no contempladas anteriormente.

Así, entre otras cuestiones, el nuevo proyecto incluye 1.142 camas, por las 940 del actual complejo, 62 camas en UCI de adultos por las 47 actuales, 10 plazas en la UCI pediátrica y otras 10 más en la UCI de neonatos, la Unidad de Recuperación post anestésica (URPA) de 15 a 52, así como 368 consultas por las 244 actuales y 39 quirófanos por los 26 actuales.

Además, se incluyen 21 consultas en Urgencias por las 12 actuales, 42 puestos de tratamiento por los 20 actuales y 5 salas de Resonancias Magnéticas por las 3 actuales.

A ello se suma que el proyecto incluye la creación de un área de Reproducción Asistida y una zona específica para el trabajo de la coordinación de trasplantes, además de unidades de Ictus, del Dolor y de Patología Mamaria y un Laboratorio Vascular. Igualmente, se incorporan recursos asistenciales que habían quedado fuera del nuevo hospital, como la litotricia y la cirugía programada de Traumatología.

Habitaciones individuales para Obstetricia

Por otra parte, y para dar respuesta a las políticas de humanización de la asistencia sanitaria que está impulsando el Gobierno de Castilla-La Mancha, el nuevo proyecto contempla que toda la hospitalización obstétrica se realice íntegramente en habitaciones individuales. Asimismo, se duplica el espacio destinado a la Unidad de Cuidados Intensivos de adulto, lo que va a permitir llegar a los 56 boxes, distribuidos en dos plantas.

El nuevo proyecto contempla también la incorporación de un área de Radiología de Urgencias, dotada con TC, radiología convencional y ecógrafo y la creación de un área específica de hospitalización penitenciaria.

Como resultado de todas las mejoras introducidas, la superficie total construida se ha incrementado en 23.000 metros cuadrados. El plazo de ejecución establecido en el proyecto definitivo es de 24 meses y otros seis más para el montaje de la infraestructura.

Por otra parte, en el nuevo contrato se incluye la prestación de determinados servicios como la alimentación de pacientes, gestión documental, recepción, información y centralita telefónica, así como el mantenimiento en los CEDT, que no se recogían en el anterior proyecto. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.