El PSOE recrimina al PP que utilice la lengua española como "arma" para confrontar ideas políticas

|



El senador por Ciudad Real, Jesús

Martín, ha recriminado al Partido Popular que haya sometido a votación
en el Pleno una moción dirigida a “impulsar y promocionar el
español” que, en la práctica, convierte al idioma español “en un
_arma_ que busca la confrontación política”.

Martín ha subrayado que “cuando una moción como ésta se hace viral
en la agenda de un grupo político hasta convertirla en un argumentario
sempiterno del calendario de esta cámara y de otros foros, como si de
un santoral se tratara, ocurre, que lejos de que la intención alcance
el objetivo que pretende, se convierta en un “arma” que busca la
confrontación frente a otras “armas” a las que, anulándolas,
obliga a la necesidad constitucional de hacerse valer”.

El parlamentario del PSOE ha destacado que “mi grupo, no queriendo
que la lengua española sea una lanza verdugo de heridas incurables,
denuncia en esta Cámara la forma y el contenido de esta moción por
obviar el artículo 3.3 de la Constitución y la Ley 27/2007 de Lenguas
de signos españolas”.

Además, ha precisado que la iniciativa del PP propone la promoción
del español como una política de Estado y la mejora de su estatus
internacional y, en este sentido, Martín se ha preguntado, con cierta
ironía, que “si esto no lo hace ya el Gobierno, ¿qué es lo que hace
exactamente?”.

Por otra parte, ha aclarado a la bancada popular que la lengua de
España es el castellano, no el español, como sugiere la moción, y ha
explicado que “el español referido a la lengua, en España, es un
léxico, la Lengua oficial de España es el Castellano que como idioma
es el que tiene gramática, léxico y acento”. “Es por esto que
quien “limpia, pule y da esplendor”, es la Real Academia Española
de la Lengua, no la Academia de la Lengua Española, que aquí el orden
de factores, si altera el valor del producto”, ha matizado.

Por último, ha aclarado que los socialistas no estamos de acuerdo con
la forma original en que se expone esta moción, confundiendo la lengua
con el idioma, que es lo que debería defender, y ninguneando el
artículo 3.3 de la Constitución, que establece que el castellano es la
lengua española oficial del Estado, y la Ley 27/2007, además de
castigar con impuestos injustos al mundo la cultura o quitándole
presupuestos al Instituto Cervantes.”. “Esta moción busca la
excelencia y evidencia la mediocridad”, ha asegurado.

Finalmente, el Grupo Socialista ha apoyado la enmienda transaccional
que se ha redactado en la que se hacía un reconocimiento del resto de
lenguas del Estado.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.