Feminismo

|


Desde Estudiantes en Movimiento (EeM) entendemos el feminismo como uno de los pilares fundamentales en nuestra propuesta de nuevo modelo educativo. Tras la última reforma educativa, la LOMCE, desde esta red denunciamos que se trataba de una ley que aumentaría la desigualdad entre las estudiantes, lo que se agravaba cuando hablábamos de mujeres. La escasa cultura de debate, y la tentación a la imposición de del Partido Popular, nos hace estar alerta ante la posibilidad del “Pacto Nacional por la Educación” y pese a esta vez, contar con otros partidos, PSOE y Ciudadanos, las propuestas que presentan en sus programas electorales nos responden la necesidad que tiene la educación de acabar con una de las lacras sociales más importantes del Estado: el machismo.


Desde EeM luchamos por una educación feminista: materias con perspectiva de género. De forma transversal en todas las asignaturas. Para dejar de decir “Ni una menos” debemos educar a hombres y mujeres en la igualdad de género. Esto pasa porque las niñas tengan mujeres referentes dentro de los libros de texto en la escuela, dejando atrás la invisibilización que sufren las mujeres en todos los ámbitos de la sociedad. Mujeres escritoras, investigadoras, científicas, como las “Sin Sombrero”, las mujeres olvidadas de la Generación del 27; La escuela entendida como un espacio en el que se difunda el pensamiento crítico, teniendo en cuenta que esta es uno de los espacios prioritarios de socialización y por lo tanto donde se construyen los roles de género, en materia LGTB y las desigualdades que fomentan. Fomentar una educación que integre la diversidad en las familias, no sólo la forma nuclear, integrando la realidad de las familias monoparentales, monomarentales, familias diversas, homoparentales, etc.; No a la segregación por sexos. Hay que fomentar las escuelas mixtas y acabar con la segregación. Sin embargo, hay que tener en cuenta que las mujeres nos hemos incorporado a una escuela pensada para los hombres y esto explica que las mujeres escojan determinadas carreras como magisterio y los hombres otras, como las ingenierías. Debemos terminar con ese eje ideológico dentro de las escuelas, que fomenta estas decisiones relacionadas con las “tareas de cuidados”; Trabajar y enseñar en las aulas la existencia de un sistema de opresión hacia las mujeres. A su vez, abordar las materias LGTB, dejando de tratarlos como temas tabúes y abordarlos de forma natural. Y fomentar la deconstrucción de la masculinidad (violencia) trabajando en base a las nuevas masculinidades. Haciendo hincapié en terminar con la homofobia y la transfobia en las aulas. Respecto a las diferentes identidades de género y sexuales; Coeducación como eje del sistema educativo del Estado español. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.