El Gobierno de Castilla-La Mancha incrementó en un 12% la inversión en programas preventivos durante el pasado 2016

|



El Gobierno de Castilla-La Mancha incrementó en un 12% la inversión en programas de prevención durante el pasado 2016, como muestra del compromiso del Ejecutivo autonómico con las políticas de promoción de la salud y prevención de la enfermedad.

Así lo subrayó el consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, durante la visita que giraba recientemente a Tomelloso (Ciudad Real), con motivo de la inauguración de la nueva Comunidad Terapéutica para el tratamiento y la prevención del alcoholismo de la Fundación CERES. Un acto en el que el titular regional de Sanidad acompañó al presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, y en el que Fernández Sanz se refirió a las políticas preventivas como “un pilar fundamental” de la gestión sanitaria del Gobierno regional.

En este mismo contexto se refirió a la futura ampliación de los programas que impulsa el Ejecutivo autonómico en esta materia y que, tal y como anunció el presidente en el último Debate sobre el Estado de la Región, combatirán las adicciones relacionadas con las nuevas tecnologías y las redes sociales, caso de los “ciberjuegos, smartphones y ordenadores”. Esta “línea concreta”, recordó Fernández Sanz, irá especialmente dirigida “a nuestros jóvenes”, advirtiendo que estas nuevas adicciones también “les pueden llevar a otras”.

“Queremos ganar en inversión no solo económica, sino también humana y de la sociedad en su conjunto para las políticas preventivas”, explicó el consejero.

El presupuesto de Sanidad se incrementó un 9% en 2016

Tal y como destacó el titular regional de Sanidad, la línea de promoción de la salud y prevención de la enfermedad es “una de las políticas más importantes” en materia sanitaria del Gobierno regional que, recordó, “ha establecido claramente sus prioridades”, a pesar de contar con prácticamente los mismos recursos económicos que en la pasada legislatura.

En este sentido se refirió asimismo al incremento del 9% que ha experimentado el presupuesto de la sanidad castellano-manchega durante el último año, lo que pone de manifiesto “la sensibilidad” del Gobierno regional con la prestación de este servicio público.

El consejero de Sanidad tuvo igualmente palabras de reconocimiento para labor que desarrolla en materia de prevención y tratamiento de drogodependencias la Fundación CERES en Tomelloso a través de su Comunidad Terapéutica, uno de los tres centros que tratan esta patología de manera específica en la región.

Fernández Sanz alabó asimismo “el éxito de los programas” de esta organización, por encima del 50%, y se comprometió a seguir apoyando a CERES en el futuro. No en vano, recordó, el Gobierno regional amplió el pasado año su apoyo a la fundación, con la concertación de 4 nuevas plazas de su Comunidad Terapéutica, hasta alcanzar las 24, y amplió en 100.000 euros respecto a 2015, los recursos económicos destinados, además de haber culminado su nuevo centro, cuyas obras quedaron paralizadas en 2011 con el cambio de gobierno. 


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.