Olmedo resalta la contribución del Gobierno de Castilla-La Mancha a la recuperación social gracias a las políticas activas de empleo

|



La delegada de la Junta de Comunidades en la provincia de Ciudad Real, Carmen Olmedo, ha resaltado el papel que está desempeñando el Gobierno de Castilla-La Mancha en el proceso de recuperación social y económica con medidas como el Plan Extraordinario por el Empleo y el Programa Garantía +55.

Con este objetivo de cambiar los recortes por políticas de reconstrucción de la región se puso en marcha el Gobierno presidido por Emiliano García-Page hace año y medio “con la sensibilidad y el diálogo como ingredientes”, ha indicado Olmedo, y todo ello con proyectos concretos y teniendo presente que el principal compromiso era y sigue siendo la lucha contra el desempleo y, más en concreto, prestar atención a las personas que más lo necesitan.

Como ejemplo, la delegada de la Junta de Comunidades ha citado las tres iniciativas que han ocupado su visita en el día de hoy por tres municipios del Campo de Montiel, como son Montiel, Villahermosa y Villanueva de la Fuente, “tres municipios en los que el consenso y la colaboración entre Gobierno de Castilla-La Mancha, Diputación de Ciudad Real y los tres consistorios han posibilitado dar trabajo a 76 personas con cargo al Plan de Empleo y Talleres de Empleo tras invertir más de 300.000 euros”.

Olmedo ha ofrecido estos datos en la clausura del taller de empleo ‘Castillo de la Estrella’ celebrada en el Ayuntamiento de Montiel junto al alcalde, Ángel García Valcárcel y el presidente de la Fundación ’Castillo de Montiel’, donde ha destacado el beneficio social que obtiene la población, que en caso de Montiel ha permitido restaurar el patrimonio del Castillo de la Estrella, además de acometer sensibles mejoras en zonas verdes o el desarrollo de eventos como la Feria Mencatur en Villanueva de la Fuente.

Y si bien la máxima representante del Gobierno de Castilla-La Mancha en Ciudad Real ha reconocido que “queda mucho trabajo por hacer de aquí hasta final de legislatura, no cabe duda de que el Plan de Empleo Extraordinario y Urgente ha servido de bálsamo a los 3.162 parados y paradas de la provincia que han podido disfrutar de un contrato durante seis meses de duración”.

Más allá de ese ‘colchón’, Olmedo ha subrayado también la buena cobertura de prestaciones que tendrán todos los beneficiaros de los planes de empleo en tanto en cuanto el mercado laboral se recupere, una ventaja que también han tenido los consistorios al poder disponer de forma anticipada del 75% del presupuesto total que les corresponda para paliar la posible falta de liquidez que pudiera darse”.

En este sentido, la delegada de la Junta ha agradecido el compromiso de los 103 ayuntamientos y las siete entidades sociales que se han acogido a esta iniciativa que ha contado con un presupuesto total de 14,8 millones de euros aportados por la administración regional, provincial y local.

Del mismo modo, Olmedo ha valorado que a lo largo de este tiempo se han aprobado 40 talleres de empleo con una inversión cercana a los 3 millones de euros que han permitido la contratación de otros 324 trabajadores, algunos de ellos como los que han impartido el taller de empleo sobre neoturismo cinegético ofertado por el Ayuntamiento de Villanueva de la Fuente y que la delegada ha visitado hoy junto a la alcaldesa, María Dolores Fernández.

La delegada de la Junta ha adelantado que el Gobierno regional contempla la puesta en marcha de un nuevo Plan de Empleo que permitirá la contratación de otras 400 personas en la provincia de Ciudad Real y una inversión cercana de 1,8 millones de euros

Empleo para mayores de 55 años

Antes la delegada de la Junta ha visitado junto al alcalde de Villahermosa el Programa Garantía +55 al que se ha acogido este municipio, uno de los 78 ayuntamientos de la provincia que han presentado 142 proyectos en total a los que el Gobierno regional destina 2,7 millones de euros para el desarrollo de actividades de interés social, y en los que participan alrededor de 735 personas desempleadas mayores de 55 años.

Olmedo ha apuntado que la finalidad de este programa específico consiste en “ofrecer una oportunidad de actividad a personas desempleadas mayores de 55 años y perceptoras del subsidio al objeto de mejorar su empleabilidad, actualizando y valorando sus competencias, adquiriendo otras nuevas y facilitando su retorno al mercado de trabajo, al tiempo que permite incrementar las rentas familiares, evitar el riesgo de pobreza y la exclusión social y facilitar una transición hacia la jubilación”.

Igualmente, ha permitido la puesta en marcha de proyectos de utilidad social y de desarrollo local o comunitario por parte de entidades locales y de entidades sin ánimo de lucro.



Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.