La importancia de que los niños adquieran un hábito lector

|


Inculcar a los niños el hábito de la lectura es algo imprescindible. Tenemos que saber detectar si su tiempo libre les produce aburrimiento y que este aburrimiento sea aprovechado con una lectura que no les produzca, precisamente aburrimiento, y que sea capaz de sustituir ordenadores, videojuegos, móviles o tablets.

No hace falta esperar a que el niño entienda las letras para que disfrute de la lectura. Desde bebés aprecian las imágenes y disfrutan cuando sus padres les relatan historias. Leerles historias, incluso si no las entienden, es un estímulo excelente no sólo para la futura lectura, sino también para un buen desarrollo del lenguaje.

La lectura ha de convertirse en un tiempo de conexión entre padres e hijos. No solamente tenemos que leerles en voz alta cuando ellos aún no saben leer. Compartir textos que nos gustan en voz alta con ellos es un auténtico placer que se puede prolongar largo tiempo. Un momento de disfrute que se puede ver ampliado cuando son ellos quienes leen a los padres, a los abuelos o a sus hermanos pequeños.

Descubre qué momentos son los más adecuados para disfrutar de la lectura en voz alta. Frente a los más típicos, como la hora de ir a dormir, podemos incorporar otros momentos como los desayunos de los fines de semana e incluso dejar que sean ellos los que lean en voz alta mientras los padres realizamos otras tareas como hacer la comida o planchar.

Incluso una buena idea es dejarles que creen su propio rincón de lectura que puedan decorar a su gusto o leer por la noche bajo las sábanas con la luz de una linterna. Les servirá para desarrollar su imaginación.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.