Jesús Navarro desea empezar su vida parroquial con los más marginados y pobres

|


“Una parroquia en salida, que no se viva sólo en el templo, sino en los hogares, en la calle y que empieza en los últimos, los más marginados y los más pobres”. Fue el mensaje que envió a sus feligreses el nuevo titular de la parroquia de San Juan Bautista de la Concepción, Jesús Navarro Ortiz, al que este domingo dio posesión de su cargo el obispo de Ciudad Real, Gerardo Melgar, en una misa en la que concelebraron con el prelado otros nueve sacerdotes.

En su primera visita a La Solana, el nuevo obispo de la diócesis quiso presidir la toma de posesión de Jesús Navarro, en una misa en la que se hizo entrega de las llaves de la parroquia primero, luego del libro de los evangelios y finalmente las llaves del sagrario, símbolos de su nombramiento como responsable de su nueva feligresía.

El arcipreste de Mancha Este y párroco de Santa Catalina de La Solana, Benjamín Rey, fue el encargado de leer el nombramiento del nuevo párroco para los próximos seis años, recordando algunos aspectos de lo que desde la diócesis se le encarga.

Tras la lectura del evangelio por parte del nuevo párroco, Rafael Melgar pronunció la homilía, donde agradeció la disponibilidad que ha tenido con él para servir en el lugar que se le ha encomendado, señalando que era un día importante por esa toma de posesión, que se inicia con nuevas ilusiones y nuevos planteamientos, un momento importante para la comunidad, con otra pastoral, una nueva andadura, con un párroco que llega cargado de ilusión y con espíritu de servicio a los feligreses.

Antes de concluir la celebración, el nuevo párroco dirigía unas palabras, mandando un saludo muy especial a los fieles y a todos los vecinos de La Solana. Habló de la ilusión con la que llega al cargo, que dijo se renueva cuando el Obispo le encargó ponerse al frente de la misma. Aludió a los nueve años que lleva como sacerdote, de los cuales tres los ha dedicado al estudio, señalando que necesita aprender y espera hacerlo en su nueva experiencia sacerdotal, finalizando recordando unas palabras del papa Francisco, señalando que una parroquia en salida no se vive sólo en el templo, sino en los hogares, en la calle y empezando por los últimos, los más necesitados y los más pobres.

Durante la celebración también hubo palabras de recuerdo al anterior párroco, Juan Carlos Gómez-Rico, así como al sacerdote que se ha encargado de la parroquia en los últimos meses, Miguel Francisco Moraleda, siendo el coro de la propia parroquia el que interpretó diversas composiciones.

Finalizada la ceremonia recibió de los asistentes numerosas felicitaciones, deseándole mucha suerte al frente de su nuevo destino.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.