Juana Pinés viaja a sus años “de trenzas rubias” en el pregón de la Divina Pastora

|



Nacida en el barrio, en la calle Sol a la que dio nombre su abuelo, la escritora Juana Pinés Maeso pregonó este jueves la fiestas de la Divina Pastora 2016, que hasta el domingo celebran su 51ª edición. La poetisa afincada en Ciudad Real realizó un viaje al interior de sí misma, a sus años de infancia y trenzas rubias en un barrio donde aprendió “todo lo bueno que pueda haber en mí”. Esta jornada inaugural contó además con la proclamación de Rocío del Carmen Nieto-Márquez como Pastora Mayor de las fiestas.


Ante el público que llenó la carpa instalada en la plaza del barrio, y con una nutrida representación de la corporación municipal, encabezada por el alcalde, Julián Nieva, las fiestas de la Divina Pastora 2016 tuvieron su pistoletazo de salida con el pregón de Juana Pinés. El acto presentado por María Rosa García y Francisco Mata comenzó con un minuto de silencio por los fallecidos a causa del brote de legionela que sufrió la ciudad hace unos meses.

La pregonera, Juana Pinés Maeso, se dirigió a quienes “continúan siendo mi gente” con un texto repleto de recuerdos de sus años en el barrio en el que se forjó su personalidad y donde su padre le transmitió el amor por la escritura, heredado a su vez de su abuelo, Antonio Pinés Núñez “El tío del sebo”. Precisamente a él deben sus nombres tres calles del barrio: Unión, Armonía y Sol. En el número 6 de ésta nació Juana, orgullosa de que en el lugar donde ella fue al colegio hoy se encuentre la biblioteca municipal “Antonio Pinés Núñez”.

Como hija de ferroviario con continuos traslados, la pregonera salió de Manzanares con dos meses de edad y tuvo una primera infancia “con sensación de nomadismo”. A los 8 años, en la época de la leche en polvo en la escuela, regresó a su hogar de la calle Sol, “una casa sin fronteras” en la que completó su infancia y adolescencia. En este entorno dijo haber vivido “los años más felices, limpios y plenos” de su vida, el que le dejó “recuerdos tatuados en la piel del alma”, en un tiempo “en el que éramos felices sin darnos cuenta”, explicó Pinés durante un pregón en el que hizo “un viaje al interior de mí misma, al tiempo de trenzas rubias”.

El presidente de la AAVV Divina Pastora, José Ángel Horcajada, entregó a Juana Pinés una placa de reconocimiento como pregonera de la 51ª edición de estas fiestas populares. Después, la asociación también tuvo un reconocimiento para Mariana Martín-Lara y Teresa Núñez Guijarro, dos vecinas que han colaborado con esta entidad vecinal.

Pastora Mayor

Las fiestas de la Divina Pastora cumplieron a continuación con su tradición de proclamar a su Pastora Mayor, Pastorcillas y Pastorcillos. Rocío del Carmen Nieto-Márquez recibió la banda de Pastora Mayor 2016. Natalia Novés, Victoria Emma García y María José Nieto-Márquez recibieron las de Pastoras de Honor. Ésta última será la que represente a la AAVV Divina Pastora como Zagalilla de las fiestas locales. También fueron proclamadas como Pastorcillas las niñas Carmen García, de 3 años; Elena María Gómez, de 5; Paula Hernández, de 4; y Fabiola Bellón, de 4 años. El único Pastorcillo fue Alejandro Bellón, de 6 años.

La jornada inaugural de las fiestas en la carpa concluyó con la tradicional actuación de la Agrupación de Música y Danza “Manuel de Falla”, con sus grupos infantil y de adultos. Además quedó inaugurada en el Centro Cívico Social “Divina Pastora” una exposición de fotografías de Joaquina Lirio, así como de artesanía y forja.

Con el barrio repleto de puestos, chiringuitos, y atracciones de feria, la Divina Pastora ofrece estos días numerosos actos de todo tipo. El más destacado de la noche del viernes es el tributo a la música de “Revolver” que se celebra a las once de la noche en la carpa, tras la actuación de sevillanas del grupo “Amistad”.

Juegos populares, deporte, baile del vermú con Amelgas, actividades juveniles y hoguera protagonizarán la jornada del sábado, con la actuación del grupo “Arte y compás” por la noche en la carpa. El domingo habrá pasacalles de coches antiguos, caballos, pádel, zumba, migas populares y la actuación final de sevillanas del grupo “Ana Beatriz”. A las ocho se celebrará la procesión de la Divina Pastora por las calles del barrio. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.