Ginecólogas del Hospital de Toledo elaboran el protocolo asistencial para el tratamiento de los miomas uterinos de la SEGO

|



Seis facultativas del Servicio de Ginecología y Obstetricia del Complejo Hospitalario de Toledo, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, han elaborado el protocolo asistencial para el tratamiento de los miomas uterinos de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO), que se ha distribuido a todos los ginecólogos.


La doctora María Luisa Cañete, jefa del Servicio de Ginecología y Obstetricia del centro toledano, explica que el objetivo de este texto es unificar los criterios y protocolizar las actuaciones de todos los ginecólogos de España en el manejo de las pacientes con miomas, siguiendo los procedimientos que a lo largo de estos años se han llevado a cabo en la Unidad de Miomas del Hospital de Toledo.

La doctora Cañete indica que este trabajo ha permitido estandarizar todos los procedimientos que han ido surgiendo en los últimos años con el fin de ofrecer la mejor atención a las pacientes, tratando el problema con aquel procedimiento que esté más indicado. El protocolo utilizado les ha permitido disminuir a la mitad las histerectomías –extirpación del útero- que es el procedimiento quirúrgico más frecuente en la mujer después de las cesáreas.

El protocolo 2015 recoge toda la evidencia científica en el diagnóstico y tratamiento de los miomas, concluyendo con un esquema de decisión dependiendo de si la paciente con miomas tiene síntomas o no y si desea tener hijos o no.

El protocolo 2015, cuya edición anterior data del año 1989, ha sido elaborado por las doctoras del Hospital de Toledo María Luisa Cañete Palomo, Olga Rodríguez Gómez, Sara Rojas Ruiz, María Dolores Maldonado del Valle, Nieves Rodríguez Martín e Isabel Díaz Plaza, además de la colaboración del doctor Carlos Lanciego en representación de la Unidad de Radiología Intervencionista.

Unidad de Miomas

La Unidad de Miomas del Complejo Hospitalario de Toledo, constituida en 2009, está compuesta por un equipo multidisciplinar de profesionales, entre los que se encuentran ginecólogos, radiólogos intervencionistas y personal de Enfermería, que desde hace más de una década realiza embolizaciones de miomas.

Con el paso del tiempo, este grupo se ha convertido en referencia en nuestro país en el desarrollo de esta técnica, que aporta a las pacientes la posibilidad de tratar sus miomas con un método conservador, excelentes resultados y pocas complicaciones.

Los miomas uterinos son tumores no cancerosos que se pueden desarrollar en diferentes zonas del útero y que afectan al 30-40 por ciento de la población femenina a partir de los 35 o 40 años. Dependiendo del tamaño del mioma y de su localización pueden desencadenar diferentes síntomas, como hemorragias menstruales frecuentes y abundantes, dolores pélvicos, pesadez o calambres abdominales, entre otros.

El diagnóstico se realiza a través de una ecografía Doppler. La mayoría de ellos son asintomáticos y no precisan ningún tratamiento. Los que producen sangrado se van a poder tratar con una nueva medicación, recientemente introducida en nuestro país o destruir con nuevas técnicas como la embolización de miomas uterinos. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.