Rubén Bustamante: "'La casa en la estrella azul' cuenta una historia de reencuentros"

|



Este sábado 7 de noviembre el espacio de microteatro El Off del Envy acogerá el estreno de la obra 'La casa en la estrella azul', un texto de Rubens Bustamante al que darán vida Ernesto Santiso y Rubén Bustamante. Se trata de una historia de reencuentros entre dos personas que hacía diez años que no se veían y, además, cuenta con la peculiar característica de que es microteatro, un tipo de teatro distinto, en el que el público forma parte de la escena y se siente casi como un elemento más de la historia. Una experiencia que tanto Rubén Bustamante como Ernesto Santiso recomiendan vivir al menos una vez en la vida. Con ellos hemos hablado de este estreno que podrá verse a las 21:30 y a las 22:30 horas.


¿Qué historia cuenta esta obra de teatro?


Rubén Bustamante: 'La casa en la estrella azul' cuenta una historia de reencuentros. Dos personas que hace diez años que por circunstancias de la vida se separan. Luego por circunstancias de uno de ellos, el otro decide regresar, y se encuentra con el mundo que habían construido desbaratado de alguna manera con algunos recuerdos específicos que pudiera haber en esa habitación que era como el universo de estos dos personajes. 


Ernesto Santiso: El tema de la obra es un tema afectivo, de afectos que sienten estas dos personas que se han dejado de ver un tiempo y de repente se reencuentran otra vez y empiezan a florecer una serie de recuerdos y vivencias. Eso da lugar a que empiezan a florecer sentimientos ocultos en estos dos personajes, que no los voy a revelar. El amor y la amistad siempre van a prevalecer cuando hay lazos fuertes que los unen.


¿Qué elementos tiene esta obra para enganchar al público?


Rubén: Tiene elementos interpretativos, escenográficos, visuales. Queremos transformar este espacio para que quede un universo para que el público se identifique con él.


Ernesto: La obra tiene un elemento que le va a llegar a todo tipo de público muy adentro, al público que sigue este tipo de teatro y al escéptico también le va a tocar fibras internas en lo más profundo de su alma.


Rubén: Va a tocar fibras porque todas las personas tenemos un universo nuestro. Nuestro gran secreto, nuestro gran universo, que alguna vez decidimos compartirlo con algunas personas que, es tan reducido ese universo que cuando entra otra persona al universo de esa persona pasa a ser un universo especial. Cuando esa persona se va, ese universo queda abierto a los demás y queda el temor de que ese universo se expanda por otros sitios.


¿Cómo son vuestros personajes?


Ernesto: Mi personaje es un hombre normal que ha tenido vivencias atípicas pero que para él son vivencias normales para la luz pública. Es un hombre de 45 años con miedos, con avaricias, con planes, con familia, mujer e hijos, y con secretos y con un gran caudal de sentimientos internos que le cuesta hacer ver a los que lo rodean. Es un personaje bastante comprometedor. Es el primer personaje que hago así en veinte años de carrera. Lo mío es más la comedia.


Rubén: Andrés es un hombre de 50 años que ahora está pasando por una circunstancia un poco complicada de su vida. Es un personaje más claro, tranquilo, sosegado, se deja llevar, no tiene miedo al qué dirán de la gente. Eso también le ha traído consecuencias. Una de las consecuencias que tiene es la soledad. Este tipo de personas que son tan claros, que no miden sus palabras, tienden a quedarse solos porque no entran en un parámetro de la sociedad donde todos tenemos que guardar una compostura y  una cordura y estar disponible para la sociedad. A este personaje siempre lo rodea la soledad.


¿Cómo invitaríais a la gente a venir a ver la obra?


Ernesto: La gente debe venir porque es una forma de disfrutar de un arte centenario que es el teatro. Es una tribuna donde uno habla, comunica, y es por eso que la gente debe de venir, no sólo a ir al bar a tomarse una cerveza, sino a venir y sentarse y a lo mejor se siente reflejado en cualquiera de estos personajes. Además, la obra tiene un gran peso dramático. Y hace seis años que no hago teatro y será mi vuelta a las tablas.


Rubén: Pienso que la gente debe de venir porque la experiencia del microteatro es única. Hay mucha gente que adora el teatro pero nunca ha vivido la experiencia del microteatro. Cuando vas al teatro te conviertes en un voyeur donde estás viendo tras la ventana lo que pasa en el escenario. En el microteatro estás dentro de la escena. El actor está cinco centímetros, hay momentos que te está rozando, que interactúa con el público, el público está dentro. Supongo que hay gente a la que le asusta un poco estar dentro de algo donde solo queremos ser espectadores pero la ventaja del microteatro es que el público está dentro. La ventaja de Valdepeñas es que tiene un espacio para el microteatro y la ventaja nuestra es que viniera el público y que no perdiéramos este espacio, que fuera creciendo, que la gente debería venir aunque sólo sea por una vez.


¿Dónde se pueden comprar las entradas?


Rubén: Las entradas se adquieren una hora antes aquí, en Envy Discobar, o a través de nuestra página en Facebook también pueden hacer sus reservas.



Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.