El equipo de gobierno estudia soluciones al problema de vertidos sin depurar

|



El alcalde, las concejalas Isabel Díaz-Benito (Medio Ambiente) y Beatriz Labián (Portavoz), y el jefe de los Servicios Técnicos Municipales, José Morell, visitaron la EDAR y mantuvieron una reunión con la jefa de esta planta, Tania Sánchez-Carnerero, con la que estudiaron la situación a unas semanas vista del inicio de la vendimia. En las anteriores campañas, los vertidos contaminantes de las empresas vitivinícolas de Manzanares y de Membrilla hicieron superar la capacidad de depuración de la estación que comparten estos municipios.



Julián Nieva pidió el máximo esfuerzo, tanto por parte de la depuradora como de las bodegas -que ya disponen de sus propias depuradoras de tratamiento-, para que no haya más vertidos contaminantes. Ante imprevistos que hicieran superar la capacidad de la EDAR, no se descartan otras alternativas como la recuperación del filtro verde, que al mismo tiempo podría hacer función de tanque de tormentas.



Estas posibilidades, junto a otras acciones, serán estudiadas con el fin de encontrar una solución a los problemas que se han dado en las últimas campañas. Cabe recordar que el Ministerio de Medio Ambiente sancionó al Ayuntamiento de Manzanares con 101.000 euros por los vertidos de la vendimia de 2013 y abrió otro expediente sancionador por los de 2014.



Esta visita a la depuradora se encuadra dentro de las acciones que está llevando a cabo el nuevo equipo de gobierno del Ayuntamiento de Manzanares en materia de gestión de vertidos desde que tomó posesión el pasado 13 de junio, según informó la concejala portavoz, Beatriz Labián.



El 19 de junio hubo una reunión entre la concejala de Medio Ambiente, Isabel Díaz-Benito, y técnicos municipales con la empresa DBO5 -especializada en control de calidad del agua y determinación de la carga contaminante-, contratada por el Ayuntamiento pero que todavía no había comenzado a realizar su trabajo. “Se le dio la orden para realizar un plan de vertidos y comprobar qué tipo de vertidos hacen las empresas, su caudal y los contaminantes presentes”, explicó Labián.



Un día antes, el 18 de junio, el equipo de gobierno visitó la Cooperativa Jesús del Perdón para conocer sus inversiones en materia de depuración de vertidos “e informar a sus responsables del firme compromiso municipal con la protección del medio ambiente”. Además, según la portavoz, el Ayuntamiento comunicó por escrito a todas las empresas del Polígono Industrial que pudieran causar vertidos contaminantes que se iban a empezar a tomar muestras, trabajos que comenzaron el 22 de julio. Con los resultados, se exigirá la obligatoria autorización de vertidos a quien los realice.



Próximamente, representantes municipales de Manzanares se reunirán con la concejalía de Medio Ambiente de Valdepeñas para conocer cómo se resolvió el problema de la gestión de vertidos en ese municipio. Beatriz Labián explicó que también se ha preparado un borrador para la posible modificación del actual reglamento de vertidos de Manzanares, mucho más duro en materia de sanciones.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.