El nuevo espacio coworking de Manzanares, epicentro del emprendimiento en la región

|


101018 manz coworking


El espacio coworking multisede del Vivero de Empresas de Manzanares ya está en marcha. Aquí, durante cinco meses, una veintena de emprendedores de la región recibirán una formación de máximo nivel para sacar adelante sus proyectos y convertirlos en empresas vivas. Fue inaugurado este martes por la directora general de Programas de Empleo de Castilla-La Mancha, Elena Carrasco, y por el alcalde, Julián Nieva, que agradeció esta nueva apuesta por una ciudad que en el actual mandato ha creado más de 1.000 empleos.

Manzanares se convierte de nuevo en una referencia “por su apuesta incondicional por el emprendimiento y por la creación de empresas”, destacó el primer edil en la inauguración de este espacio de trabajo colaborativo, acto en el que destacó las posibilidades que tiene la ciudad. Por ello, agradeció a la representante de la Consejería de Economía, Empresas y Empleo que “en todo lo que sea promoción económica y creación de empleo, se cuente con la ciudad mejor comunicada de la región y con polígonos seguros y activos con proyectos de ampliación de importantes empresas”.

Julián Nieva se mostró muy satisfecho de colaborar con la Junta de Castilla-La Mancha y con la Escuela de Organización Industrial (EOI) para que las ideas y proyectos de los emprendedores lleguen a buen puerto. Dijo estar “especialmente feliz” de que la mitad de los participantes en esta acción formativa sean de Manzanares, ciudad con una de las tasas de desempleo más bajas de la región y en la que, según el alcalde, se han creado más de 1.000 puestos de trabajo estables en poco más de tres años.

Elena Carrasco, directora general de Programas de Empleo del Gobierno de Castilla-La Mancha, calificó como óptimas para el coworking las instalaciones del Vivero de Empresas de Manzanares y deseó que en este espacio multisede se supere el 76% de éxito que están teniendo estas iniciativas de formación y tutorización “de mucha calidad” que ya han permitido la creación de 198 empresas en la región.

Destacó la apuesta del presidente García-Page por el emprendimiento en Castilla-La Mancha, por trasladar la importancia del autoempleo y por poner en marcha un plan de emprendimiento para coordinar a todos los agentes implicados en la región, con orientadores específicos en las oficinas Emplea, y con entidades homologadas que tutorizan y acompañan a las y los emprendedores durante el primer año, como es el caso del Ayuntamiento de Manzanares que, gracias a un convenio firmado por el alcalde con la consejera de Economía, Empresas y Empleo, dispone de un espacio Adelante Autoempleo, con personal e instalaciones “para que el emprendedor sea llevado por personas con capacidad”, según Carrasco.

“El círculo del plan de emprendimiento en Castilla-La Mancha se cierra con la formación que presta la EOI”, explicó la directora general, para quien programas como el iniciado en Manzanares son “una oportunidad de futuro”. Esta multisede coworking es además novedosa ya que en ella participan tanto proyectos de la localidad como de otras poblaciones como Valdepeñas, Alcázar de San Juan, La Solana, Membrilla, Madridejos, Camuñas, Tomelloso y Socuéllamos. Los emprendedores seleccionados han presentado proyectos que sirven de apoyo a la diversificación de la economía agraria predominante en la zona.

Desde la puesta en marcha de los espacios coworking que desarrolla la Escuela de Organización Industrial (EOI), en colaboración con el Gobierno de Castilla-La Mancha, se han creado 198 empresas, lo que quiere decir que más del 76 por ciento de los emprendedores que han pasado por el programa han creado su empresa en el transcurso del mismo o en los seis meses posteriores a su finalización.