Castilla-La Mancha se sitúa a la cabeza en la incorporación de beneficiarios al Sistema de Dependencia con un 57% más desde que comenzó la legislatura

|


180718 RG JUNTA 4


Castilla-La Mancha se sitúa a la cabeza en la incorporación de beneficiarios al Sistema de Dependencia con un 57% más desde que comenzó la legislatura.


Así lo ha destacado el portavoz del Gobierno regional, Nacho Hernando, tras dar a conocer los datos del Sistema de Dependencia en Castilla-La Mancha correspondientes al mes de junio de 2018, a partir del avance de las cifras que ha hecho públicas el IMSERSO.

Así, y en cuanto al número de beneficiarios, en Castilla-La Mancha hay un 57% más de beneficiarios del Sistema que en julio de 2015. Frente a los 34.688 del inicio de legislatura, ahora hay 54.579, es decir 19.891 beneficiarios más que al inicio de la legislatura.

Por lo que respecta a las prestaciones, en junio de 2018, respecto a julio de 2015, se han incrementado un 39% las prestaciones del Sistema de Dependencia en Castilla-La Mancha. Había 47.160 prestaciones concedidas en julio de 2015, ahora hay 65.611 prestaciones, es decir 18.451 prestaciones más en 36 meses. A lo largo de 2017 y hasta junio de 2018, en Castilla-La Mancha se han concedido 13.838 nuevas prestaciones de dependencia, de las cuales 604 corresponden al mes de junio.

Respecto al número de personas pendientes de atención en estos 36 meses de Gobierno se han reducido un 76% la lista de espera, pasando de los 26.919 de julio de 2015 a 6.441 de junio de 2018, es decir 20.478 expedientes menos.

Las solicitudes de valoración pendientes han descendido un 17%, pasando de 6.143 en julio de 2015 a 5.118 en junio de 2018, es decir 1.025 menos.

En cuanto al número de solicitudes, hoy en día el volumen que atienden los servicios de Dependencia en la región se ha incrementado un 112%, lo que demuestra, ha destacado Hernando, que “ahora vuelve a haber presupuesto para la Dependencia” y que además no tienen que pagar las “tasas de la vergüenza” que se aprobaron la pasada legislatura y que ha eliminado este Gobierno.

De este modo, en estos 36 meses se han presentado 40.238 solicitudes nuevas y 36.502 solicitudes de revisión. En total se han tramitado 76.740 expedientes en poco más de dos años y medio. De hecho, la media de solicitudes en 2014 era de 660 al mes, mientras que en lo que llevamos de 2018, la media es de 1.399 solicitudes nuevas mensuales.

Unos datos que suponen que el grado de cobertura que actualmente hay en Castilla-La Mancha es de un 86,26%, sobrepasando la media nacional, que es del 77 %, mientras que en julio de 2015 era del 56,01%, estando en penúltimo lugar a nivel nacional. “Treinta y seis meses después, con los últimos datos publicados, nos colocamos en el quinto puesto”, ha enfatizado.

Asimismo, la región es la quinta comunidad autónoma que más beneficiarios ha incorporado al sistema nacional de dependencia con 12.346 personas incorporadas en los últimos 17 meses. El 9,79% de las 135.199 nuevas prestaciones que se han concedido en España en los últimos 17 meses corresponden a Castilla La Mancha, siendo la cuarta comunidad autónoma que más prestaciones ha concedido en estos diecisiete meses hasta llegar a 65.007. Y en cuanto a la lista de espera, “hemos pasado de estar en el penúltimo lugar a estar quintos en ese ranking”, reduciendo la lista de espera a un 13,74%, por debajo de la media nacional situada en 22,75%”, ha remarcado el portavoz regional.

Por lo tanto, y como ha destacado Hernando, “la reconstrucción del Sistema de Dependencia en Castilla-La Mancha va viento en popa y que, aunque aún queda mucho por hacer, estamos dando respuestas a personas que lo necesitan y que nunca debieron ser abandonadas”. Así, ha concluido, “una sociedad se debe definir por cómo trata a quienes tienen más obstáculos y estamos orgullosos de haber revertido esta situación”.