El Pleno exige al Gobierno central un aumento de la dotación presupuestaria a ayuntamientos para cumplir con el Pacto de Estado contra la Violencia de Género

|


080518 VA PLENO 4


El Pleno ordinario de mayo en el Ayuntamiento de Valdepeñas ha sacado adelante una moción del grupo socialista en la que se exige al Gobierno central presidido por Mariano Rajoy que aumente las dotaciones presupuestarias prometidas a ayuntamientos y comunidades autónomas para poder dar cumplimiento a las acciones recogidas en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género.


No obstante, desde el grupo municipal popular, su portavoz, Martín Miguel Rubio, mostró su disconformidad con una "moción enlatada para hacer ruido" porque "no es verdad que en los PGE de 2018 se incumplan las dotaciones presupuestarias por este tema a los ayuntamientos, a los que se destinan 20 millones de euros, y a las comunidades autónomas, que se financian con 100 millones de euros; en estos PGE el Gobierno destina 408 millones de euros para luchar contra la violencia de género, lo que supone la cantidad más alta que se ha invertido nunca en esta lacra que tanto avergüenza a nuestra sociedad". Así, añadió que "el dinero está consignado, el PP cumple con lo pactado, y ahora son los ayuntamientos y las comunidades autónomas los que tienen que gestionar ese dinero".


Sin embargo, el portavoz del Equipo de Gobierno, Francisco Delgado, recordó que ese no era el contenido de la moción. "Yo no he dicho que no haya partida presupuestaria en los PGE. Lo que digo es que se debe de incrementar la aportación presupuestaria en ese concepto para dar cumplimiento al contenido del Pacto de Estado contra la Violencia de Género", indicó.


Por su parte, el portavoz de IU-Ganemos, Gregorio Sánchez, apoyó la moción señalando que el PP "no ha cumplido con las administraciones locales en los PGE en materia de lucha contra la violencia de género".


Por último, UCIN apoyó también la moción a pesar de señalar que en documentos como el Pacto de Estado contra la Violencia de Género "hay gran palabrería que no dan solución a los problemas reales".


En otro orden de cosas, el Pleno también sacó adelante una moción del grupo socialista en defensa del agua para Castilla-La Mancha. "El problema del trasvase Tajo-Segura es preocupante y se viene agravando año tras año; tiene una forma sencilla de ser paliado, que es con la desalación,  pero las desaladoras se mantienen paradas o semiparadas", indicó el portavoz del Equipo de Gobierno, Francisco Delgado. Es por ello, apuntó que "como castellano-manchegos tenemos la obligación moral de exigir al Gobierno los términos de la moción".


Y es que, según Delgado, los trasvases son unas infraestructuras creadas en la Segunda República, y "en el devenir del tiempo, las necesidades han cambiado". Por ello, añadió, "el Gobierno tiene que hacer un Plan Hidrológico Nacional en el que prime la solidaridad".


Por su parte, el portavoz de IU-Ganemos apuntó que "el desvío de agua a Levante supone más agua desembalsada que la que llega por el Tajo a Aranjuez y lo que hay que denunciar son los sistemas económicos del lobby del agua en Levante, ya que mientras en Leante los agricultores tienen tres cosechas, nosotros sólo tenemos una".


Igualmente, desde el grupo popular, su portavoz mostró su conformidad "en no parar de aumentar los recursos hídricos para Castilla-La Mancha; lo que pasa es que nosotros predicamos con el ejemplo y ahora Page quiere presentarse como un adalid en defensa del agua". Finalmente, se abstuvieron al considerar que era una moción "demagógica".


Por otro lado, el Pleno aprobó por unanimidad una moción presentada por IU-Ganemos a favor de la creación de la figura del defensor de las generaciones futuras frente a los problemas que amenazan al medio ambiente y el grupo popular retiró la moción que ya se estaba debatiendo relativa a los turnos de los portavoces municipales en los plenos.



080518 VA PLENO 5



080518 VA PLENO 6