Las prácticas en bicicletas, triciclos y karts cierran las VI Jornadas de Educación Vial

|



070518 MANZ NIDOS


Han cedido el paso, respetado los stops y aparcado correctamente: el alumnado de los colegios de cuarto curso han realizado prácticas en el circuito de seguridad vial donde han puesto en práctica los conocimientos aprendido en las VI Jornadas de Educación Vial. Algunos han recibido hasta tres multas por comportamientos incorrectos, pero no han salido impunes. Sin embargo, no ha sido la tendencia general, la mayoría ha respetado la señalización y circulado correctamente en las vías del circuito antes de aprender nociones sobre primeros auxilios gracias al voluntariado de Protección Civil. Esta actividad concluye el ciclo de actividades de las VI Jornadas de Educación Vial, impulsadas por la concejalía de Policía y Seguridad Ciudadana que gestiona Miguel Ramírez en los colegios de la localidad.

Con bicicletas, triciclos y karts de diferentes tamaños, alumnado de cuarto y quinto estará durante los próximos días circulando sobre la pista local bajo la atenta mirada de “policías” de los colegios que multan cualquier comportamiento incorrecto. Todo con el objetivo de conseguir el carnet del peatón o del ciclista que la concejalía les entregará si superan los objetivos. El edil responsable del área, Miguel Ramírez, ha destacado que el verdadero valor del mismo es “recordar cuáles son las nociones básicas de seguridad para circular y hacer un uso seguro de las vías”, como peatón en el caso de los niños y niñas de cuarto de primaria, y como ciclista para los de quinto.

Además, durante las jornadas también se les enseña a comportarse como pasajeros en vehículos privados o en transporte público.

Todo se ha puesto en práctica en esta última fase de las jornadas, en las que, como colofón, el voluntariado de Protección Civil de Manzanares ha enseñado a los menores cómo actuar en una emergencia. Los niños y niñas han sabido diferenciar cuándo hay que llamar al 1-1-2, aprender a “ver, oír y sentir” la respiración, colocar a un herido en posición lateral de seguridad si está inconsciente, o realizar un masaje cardíaco para reanimarle, “todo, con el objetivo de que sepan la importancia de ayudar en emergencias”, destaca Ramírez.

La próxima semana también acudirán a realizar estas prácticas menores de cuarto, quinto y sexto de primaria de Llanos, que se suma al de los colegios manzanareños.